Los precios del petróleo subieron hoy en Nueva York cerca de 2% como consecuencia del informe mensual que proyecta una oferta mundial más ajustada ante la indefinición de la OPEP+ sobre recortes a los bombeos de crudo.

El barril de la variedad WTI ganó 1,7% para cerrar en 75,30 dólares, mientras que el tipo Brent subió 1,9% y concluyó en 76,60 dólares, según cifras suministradas por el New York Mercantil Exchange (NYMEX).

El mercado igualmente se movió con cautela luego de que se conociera el informe mensual de la Agencia de Informaciones de Energía (EIA por sus siglas en inglés), en el que se advierte que la oferta estará más ajustada.

El informe destaca que las perspectivas de corto plazo "siguen sujetas a niveles elevados de incertidumbre relacionados con la recuperación económica de la pandemia de Covid-19. La actividad económica de EE.UU. continúa aumentando después de alcanzar mínimos de varios años en el segundo trimestre de 2020 (2T20). El aumento de la actividad económica y el alivio de la pandemia de COVID-19 han contribuido al aumento del uso de energía".

El documento de la EIA supone que "el PIB de EE.UU. crecerá un 7,4% en 2021 y un 5% en 2022. En los próximos meses, esperamos que la producción mundial de petróleo, en gran parte de los miembros de la OPEP+, aumente más que el consumo mundial de petróleo. Esperamos que el aumento de la producción reduzca la persistente extracción del inventario mundial de petróleo que se ha producido durante gran parte del año pasado y mantenga los precios similares a los niveles actuales, con un promedio de 72 dólares por barril durante la segunda mitad de 2021".

Sin embargo, la EIA remarca que "en 2022, esperamos que el crecimiento continuo de la producción de la OPEP+ y el crecimiento acelerado de la producción de petróleo ajustado en EE.UU., junto con otro crecimiento de la oferta, superen el crecimiento del consumo mundial de petróleo y contribuyan a la caída de los precios del petróleo. Con base en estos factores, esperamos que el Brent tenga un promedio de 67 dólares por barril en 2022".

"Esperamos que el consumo mundial de combustibles líquidos crezca 5,3 millones de barriles diarios en 2021. En nuestro pronóstico, el consumo global de combustibles líquidos aumenta en 3,7 millones de barriles diarios adicionales en 2022 a 101,4 millones de barriles diarios, lo cual superaría los niveles de 2019", agrega el informe.

La EIA estima que "los inventarios globales continuarán cayendo en el corto plazo, pero a un ritmo más lento, con una caída de los inventarios globales de 0,2 millones de barriles diarios en el II° semestre de 2021, aunque luego esperamos que los inventarios aumenten en casi 0,5 millones de barriles diarios en 2022".

Finalmente, la EIA pronosticó que "el consumo de combustibles líquidos en EE.UU. aumentará a 19,6 millones de barriles diarios en 2021 y luego a 20,7 millones de barriles diarios en 2022, lo que superaría el nivel de 2019".

En tanto, el oro subió apenas 0,1% para cerrar en 1.808 dólares por onza. (Télam)