Más de 32.000 turistas se movilizaron en Santa Cruz durante febrero pasado, la mayoría residentes de la provincia, con preferencia por destinos de lagos y montañas, como El Calafate y El Chaltén, informó hoy la Secretaría de Turismo santacruceña.

Según datos del Observatorio Económico del Turismo (OET), de ese organismo, el total de turistas en el mes que cierra la temporada de verano fue de 32.316.

Un detalle por origen de esos viajeros indica que 48,6% fueron residentes santacruceños, seguidos por los bonaerenses (19,9%), porteños (11,7%), santafesino (4,1%), cordobeses (3,8%), de Chubut (1,5%) y fueguinos (1,5%), en tanto un 6,8% provino de otras provincias.

El OET indicó que, según datos obtenidos a través de los permisos de circulación, el 60% de los visitantes arribó en vehículos particulares mientras que el 40% lo hizo en avión o en bus.

Sobre el tipo de hospedaje elegido, los aparts o cabañas concentraron el 23,3% de esos turistas; los hoteles 4 y 5 estrellas el 18,1%; hoteles de 1 a 3 estrellas, 15,9%, y las hosterías el 14,1%.

Hubo un 11,8% de los visitantes que escogió albergues u hospedajes; un 8,3% se quedó en campings; un 5,5% lo hizo en establecimientos sin categoría y un 3,1% en otros hospedajes..

El Calafate y El Chaltén, en la estepa y la zona cordillerana respectivamente, fueron los destinos más elegidos, con el 59,9% y el 23,6% de los turistas, en ese orden.

Les siguieron Río Gallegos (4,0%), Caleta Olivia (3,5%), Perito Moreno (3%), Puerto Deseado (2,3%); Puerto San Julián (1,8%) y un 2% que se repartió en otras localidades.

El de Turismo de Santa Cruz, Pablo Godoy, sostuvo al respecto que “el movimiento turístico de febrero nos brinda el impulso para continuar con el trabajo que hemos desarrollado desde Turismo, con cada localidad y junto con el sector privado, para profundizar el dinamismo que requiere la actividad”. (Télam)