Mirá el video exclusivo de GRUPOLAPROVINCIA.COM con Andrés De Leo.

Mantuvieron días atrás un encuentro con la mesa provincial de Juntos. ¿Qué analizaron y cuáles son los pasos a seguir pensando ya en la elección del mes de noviembre?

Bueno, lo primero es que quedó ratificado desde el día mismo de la elección la unidad del espacio y esto me parece importante, más allá de que creo que es un activo que ya está instalado en la sociedad, que no hay que dar muchas explicaciones, siempre me parece importante que ratifiquemos habida cuenta que es la cuarta experiencia electoral del espacio.

En este caso, el haber decidido a través de las PASO era un desafío importante y que fue muy bien recibido por nuestros electores, por quienes ratificaron la confianza más aquellos que se sumaron.

Click to enlarge
A fallback.

Estamos esperanzados con incrementar la cantidad de votos y garantizar la cantidad de representantes en la Legislatura para ponerle un freno al kirchnerismo.

Y bueno, ahora la estrategia es ir con ese activo ya con propuestas concretas de nuestros candidatos, obviamente con la figura de Diego Santilli encabezando la lista pero con Graciela Ocaña, con Facundo Manes, con Marcela Campagnoli, con Juan Manuel López, con todos los integrantes de la lista para mostrar una alternativa potente que pueda no solo sostener el triunfo que tuvimos en el mes de septiembre sino inclusive de esperanzarnos con incrementar la cantidad de votos y con esto garantizar la cantidad de representantes en la Legislatura para ponerle un freno al kirchnerismo, ponerle un equilibrio.

Me parece que en este sentido el objetivo está bien determinado y bien delineado.

¿Cuál es la importancia de la participación de Facundo Manes en esta instancia? Por más que haya sido rival en la interna, ¿qué destaca de su figura? ¿Cuál es la importancia de una persona que es outsider de la política y que decide ingresar para darle un aire fresco, en especial al radicalismo?

Es importante la unidad en la diversidad. Nosotros no queremos un Juntos que sea unánime. No tenemos que pensar en todo igual.

La diversidad enriquece al espacio, lo complementa, pero hay un mensaje muy claro que es el eje troncal que es un espacio unido sobre la base de valores fundamentales, vinculados al republicanismo, la libertad, la justicia, la separación de poderes, los procesos de transparencia.

Nosotros no queremos un Juntos que sea unánime. No tenemos que pensar en todo igual.

Cómo ponemos a la Argentina, a la provincia de Buenos Aires, en un proceso de crecimiento, de desarrollo educativo.

Tanto la figura de Manes, como de los distintos actores de Juntos, lo que hacen es enriquecer. Nosotros antes de las PASO, sin saber cuál iba a ser el resultado, habíamos acordado que tanto quienes nos tocara ganar o quienes fueran vencidos iban a tener una participación importante en la campaña.

Y esto lo hicimos antes de la campaña sin saber cómo iba a ser el resultado y sin saber qué lugar nos iba a tocar a cada uno de los candidatos.

En ese sentido, nosotros seguimos con esta misma idea porque nos parece que fue el compromiso más importante que tuvimos en la cual evidentemente todos van a tener una participación.

Obviamente que quien lideró una lista, en el caso de Facundo Manes, me parece que tiene mucho para dar y para sumarle a esta fuerza política.

¿Lo sorprendió el resultado de las PASO para beneficio de Juntos por el Cambio o esperaban un resultado similar? ¿Notaban la necesidad de la gente de un cambio cuando recorrían los barrios?

La realidad es que uno no podía tener el resultado de antemano, más allá de algunas mediciones que avizoraban algún resultado que podía ser relativamente parecido al que ocurrió.

Pero la realidad es que todos nos enfrentábamos frente a un escenario muy complejo a priori, porque lo que se veía era no sé si una apatía pero sí gran parte de la sociedad, mayoritariamente, desentendida con el proceso electoral, con lo cual uno frente a esa situación dice: bueno, creemos que el Gobierno está en caída porque los errores fueron muy grandes. El Gobierno tiene muy pocas cosas, tanto el nacional como el provincial, para destacarse por el electorado.

También uno podría advertir que había angustia de gran parte de la sociedad, un desencanto, que puede extenderse no solo al Gobierno sino también a determinados sectores de la oposición.

Entonces, de alguna manera, nosotros sabíamos que el Gobierno había caído pero no estábamos convencidos de que nosotros íbamos  a tener una elección tan importante como la que tuvimos, sobre todo en este marco tan difícil.

Así que es una sorpresa a medias, sí sorprendió la abrupta caída del Gobierno, que yo creo que eso sorprendió a propios y a extraños.

¿Cómo analiza los últimos movimientos en el Gabinete, tanto provincial como nacional, y las medidas que tomó el Gobierno tras el resultado de las elecciones?

A ver, está claro que el Gobierno que venía con algún tipo de crisis política lo que terminó haciendo fue implosionando.

Nosotros no podemos hablar de los cambios de Gobierno tanto nacional como provincial dejando pasar por alto las circunstancias.

La principal figura del Gobierno, la Vicepresidenta, generó una polémica y una pulseada que justamente se la torció al Presidente.

Desde ese lugar, yo veo que el Presidente decidió sostener una unidad en crisis. Una unidad que lo aleja de los cambios reales y profundos que creo yo que la Argentina está necesitando y que a mi juicio es lo que motivó este voto castigo que tuvo el Gobierno en las PASO. Los cambios son maquillaje electoral por un lado, y restablecimientos y equilibrios por el otro.

El Gobierno venía con algún tipo de crisis política que terminó implosionando.

Esto va a avanzar seguramente en el verdadero objetivo que tiene la Vicepresidenta que es avanzar por el área de Economía, que han dejado ahora para no generar una crisis más profunda.

Pero, a ver, los dichos de Máximo Kirchner en el día de ayer, respecto de la renegociación de la deuda, me parecen todos mensajes que hay que advertir.

Y en la provincia de Buenos Aires, el Gobernador, claramente uno de los más desorientados durante toda la gestión, porque nunca comprendió cuáles eran los verdaderos problemas de la provincia de Buenos Aires, cuáles eran los problemas para enfrentar la pandemia, y no advirtió que pese a que ganó con un fuerte acompañamiento casi el 90 por ciento del territorio provincial no lo había acompañado con el voto.

Con lo cual, él nunca advirtió que no tenía un cheque en blanco. Bueno, él de alguna manera aprovechó este gran quilombo nacional para reacomodar presiones internas. Esto lo que hemos vivido es un avance de algunos sectores, de los intendentes, sobre su Gobierno.

Después, cuáles son los anuncios. Uno no ve anuncios que hagan a la profundidad del tema. Vamos por partes. Anuncios en materia económica, no ha habido ninguno que pueda decir, no, la Argentina ahora endereza el barco, hace un rumbo de estabilidad en materia monetaria, de desarrollo, de crecimiento, de incentivos para que las PyMEs puedan generar trabajo.

No ha habido ninguno sino todos anuncios desde el punto de vista de poner un poco más de plata en el bolsillo de la gente subestimando el voto de la gente, que no solo fue un voto por el bolsillo.

Y en el caso del Gobernador, no le he escuchado hasta ahora una sola autocritica de su gestión. La única crítica que hizo le echó la culpa a la pandemia. El Gobernador no le ha dicho a los bonaerenses “señores, he escuchado las urnas, nos hemos equivocado en esto, vamos a cambiar el rumbo”. No ha habido una sola autocritica.

Entonces la verdad que uno muchas expectativas no puede tener. No ha habido una sola crítica con el manejo de la pandemia. No ha habido una sola crítica sobre el manejo de la educación. No ha habido una sola crítica sobre las decisiones económicas importantes.

Me parece a mí que apuestan a un maquillaje desde el punto de vista económico pero creo que la gente en ese sentido ya admitió que esto es pan para hoy y hambre para mañana.

Lo llevo por último a la Legislatura bonaerense y al debate por el presupuesto 2022. Usted se mostró muy crítico porque advirtió que el Gobierno de Kicillof no envía informes de ejecución presupuestaria desde diciembre del 2020.

Lo que nosotros decimos es que estamos ya próximos a definir el presupuesto y está faltando de parte del Gobierno de la provincia de Buenos Aires la publicación de datos esenciales que obviamente no solo sirven a los legisladores sino también a la gente.

No hay argumentos para que esto ocurra. Yo creo que ya la pandemia no puede ser el argumento de acciones o decisiones que son importantes y me parece que la publicación de ejecución presupuestaria son importantes no solo para tratar el presupuesto sino que también hacen a una práctica de Gobierno, un Gobierno más abierto, más transparente, más republicano.

En ese sentido, ahí hay un atraso que no le encuentro yo mayor justificación. Estamos pidiendo justamente que se publiquen datos porque es sano para el acceso de la gente.

Nosotros estamos hablando de una democracia que va avanzando y que necesita tener mecanismos de participación más directos de parte de la gente y sobre todo de acceso a la información y esto es un retroceso o por lo menos es una mora que no le hace bien a nadie y desde ese lugar es que lo estamos haciendo.

-