La justicia catamarqueña dio por terminada la ronda de testigos en el juicio que lleva adelante contra el exsacerdote Juan de Dios Gutiérrez, quien está siendo juzgado acusado del delito de abuso sexual de una joven de 16 años, y se espera para el próximo viernes los alegatos y la sentencia, informaron hoy fuentes judiciales.

“Terminó la rueda de testigos del juicio, teóricamente iba a terminar hoy el juicio porque el acusado no iba a prestar declaración, sin embargo habiendo terminado la ronda de testigos los abogados de la defensa anunciaron que solicitarán que su cliente declare en el día de mañana”, dijo en diálogo con Télam, la abogada de la querella, Silvia Barrientos.

En esta línea, explicó que “la defensa advirtió que no quieren que se le realice ninguna pregunta a su cliente, declarará sin la posibilidad que la querella pueda preguntar".

Y puntualizó: "ante esta declaración, los alegatos se darán a conocer el día viernes junto con la sentencia también”, señaló Barrientos.

El juicio contra Gutiérrez, que es el primero contra un exsacerdote católico en Catamarca, comenzó el viernes 23 de abril, y vivió hoy su cuarta jornada en la cual declararon un perito de contralor y dos peritos del Cuerpo Interdisciplinario Forense.

En relación a las cuatro jornadas de debate, Barrientos explicó que quedó claramente demostrado que se trató de un abuso sexual.

“Hasta el día de la fecha ni un solo testigo: la profesora, la compañera de escuela, la familia, los sacerdotes, el ex sacerdote, los psiquiatras, los psicólogos, ninguno hablo de una relación de amor, todos, hablaron de asimetrías, de un poder que podía llevar a la destrucción de la personalidad del otro, de una jerarquía eclesial que llevo a la manipulación. Estamos hablando de un claro abuso”, dijo la letrada.

Barrientos, también relató cómo vivió la víctima las jornadas del debate y destacó que recién ahora la pudieron ver con “carita feliz”.

"A la victima recién ahora la pudimos ver sonreír, con carita feliz. No la conocíamos con esa carita, y es por el solo hecho de saber que el juicio se está realizando y que la sentencia está cerca”, aseguró.

Finalmente, la letrada señaló: “tenemos la satisfacción de haber hecho todo bien, todo correcto para llegar al momento a donde estamos llegando, con mucha esperanza y mucha fe de que va a ser la condena. Que va a ser el único resultado posible, una sentencia de condena efectiva”, dijo.

El hecho por el que está siendo juzgado Gutiérrez comenzó a ser investigado en 2015, cuando la madre de la víctima de 16 años presentó una denuncia penal por abuso en la Fiscalía de Belén.

Según consta en la denuncia presentada por la madre, "Gutiérrez dirigía un movimiento juvenil cristiano, al cual su hija ingresó en 2014 y luego de un tiempo el sacerdote habría manipulado a la adolescente para entablar una relación de índole sexual con él y no le permitía hablar con nadie, ni confesarse para no ser descubierto". (Télam)