Un joven que en mayo pasado se estrelló contra una columna metálica en el partido bonaerense de Tigre, en un siniestro en el cual murieron dos amigos que lo acompañaban, fracasó en su primer intento por convertir su detención en un arresto domiciliario, informaron hoy fuentes judiciales.

El juez Daniel Martínez dispuso mantener detenido a Joaquín Duhalde Bisi, quien había solicitado pasar a un esquema de prisión domiciliaria con argumentos vinculados con su situación de salud.

El magistrado dijo que esa decisión se mantendrá vigente al menos hasta que el imputado demuestre sus problemas de salud con certificación médica. El joven alega que padece de celiaquía y asma.

Joaquín Duhalde Bisi, de 19 años, manejaba un automóvil Audi el 10 de mayo pasado en el Camino de los Remeros, en Tigre, cuando se estrelló contra una columna metálica.

En el siniestro murieron dos de los amigos que viajaban con él. Ahora seguirá detenido en el destacamento de Rincón de Milberg, acusado de "doble homicidio con dolo eventual", delitos con penas previstas de entre 8 y 25 años de encierro.

Para fundamentar la calificación del delito se argumentó el resultado de la alcoholemia de 1.39 que registró el conductor tras el accidente, el exceso de velocidad y la pluralidad de víctimas.

Durante la audiencia para tratar esta petición, Duhalde Biusi pidió disculpas a los padres de las víctimas y dijo al Juez de Garantías que en caso de que se le otorgue la prisión domiciliaria no se fugará y estará a derecho.

El juez resolvió solicitar a la defensa de Duhalde Bisi acompañe estudios e historias clínicas de los motivos expuestos en cuanto a los padecimientos del imputado por celiaquía y asma, ya que solo habían acompañado 2 certificados médicos.

Una vez que esté agregada dicha documentación el magistrado " analizara realizar una pericia médica para determinar si sobre dichas patologías concede o no la prisión domiciliaria", detallaron las fuentes .

Natalio Nicodemo, abogado de las víctimas, dijo que restan producir pruebas esenciales en la causa, como la pericia accidentológica con el perito oficial y los peritos de parte, que determinara la velocidad del auto.

También "la pericia retrospectiva de alcohol e informativa para determinar si el imputado estaba inhabilitado para conducir, toda vez que tenía su licencia retenida por otra autoridad al momento del hecho", indicó el letrado. (Télam)