Santiago del Estero entra hoy en una fase de menores restricciones por la pandemia de coronavirus y se ampliarán los horarios de circulación además de permitir la reapertura de actividades no esenciales, aunque continuarán suspendidas las clases presenciales, según informó el Comité de Emergencia (COE).

Estos cierres intermitentes y programados generan “una disminución en la movilidad de las personas y eso tiene un impacto favorable en que el virus no se propague”, ayudando a bajar los contagios, dijo a Télam la ministra de Salud de la provincia, Natividad Nassif.

La funcionaria provincial remarcó que, de esta manera, se puede “continuar con el plan estratégico de la provincia de un abordaje integral”, que consta de “controlar el nivel de contagios, avanzar en la vacunación y estar atentos a las internaciones en las UTI-UCI”.

Nassif recordó que en la reunión de anoche del COE se analizó la situación epidemiológica, y se estableció que el porcentaje de ocupación de camas Covid-19 en UTI-UCI aumentó a un 94%, mientras que en camas de coronavirus leve y moderado se mantuvo en el 60%,. así que exhortó a los santiagueños que “nos acompañen ante esta situación, teniendo conductas sociales acordes” y “evitar las actividades que favorezcan la transmisión viral por contacto estrecho prolongado, como son las reuniones sociales”, que se mantienen prohibidas.

Las medidas adoptadas por el COE que rigen desde hoy, hasta el viernes 11 de junio, son la ampliación del horario de 6 a 22, en el que vuelven a estar permitidas las actividades no esenciales, con estricto cumplimiento de protocolos, aunque seguirá suspendido el transporte público de pasajeros y también las clases presenciales en la provincia, que se llevan a cabo “únicamente bajo modalidad virtual”.

Ante esta flexibilización de las medidas por esta semana, la ministra Nassif remarcó que “es fundamental cumplir también con la obligación de mantener la distancia entre personas, el uso correcto del tapabocas y la higiene permanente de manos”.

Por otro lado, la ministra indicó que a la par de estas medidas de restricciones se trabaja fuertemente en una gran campaña de vacunación, y en la provisión de insumos y recursos para todos los centros sanitarios de la provincia.

En ese sentido, agradeció “al gobierno nacional, al Ministerio de Salud, que no sólo nos acompaña con recomendaciones, sino también con provisiones, ya que incluso hemos recibido respiradores, reactivos para los hisopados y un lote de hisopos”.

También puntualizó que desde que comenzó esta pandemia “hay una fuerte inversión del Gobierno de la Provincia”, no solo en la creación de hospitales de campaña, más camas, insumos, recursos y todo lo necesario para hacer frente a este virus, sino también en el aspecto social, ya que “en forma conjunta con los municipios se asiste a todas las familias aisladas con todo lo necesario” (Télam)