Nueve de cada diez personas que tiene cáncer de pulmón en Argentina son fumadoras pero la creciente inaceptabilidad social del tabaquismo, "contribuyó a la formación de un estigma contra el fumador", informó un especialista

Hernán Barugel, médico oncólogo y Director Asociado del área de Oncología en MSD Argentina, destacó que esta situación "combinada con la falta de comprensión sobre la adicción e información poco difundida sobre otras causas de cáncer de pulmón, provocó que las personas con este tipo de cáncer se sientan culpables de su enfermedad, tengan o no un historial de tabaquismo".

Precisó que el tabaquismo "es el principal factor de riesgo, no solo para el desarrollo de cáncer, sino para muchas otras enfermedades de alta prevalencia como ser la enfermedad cardiovascular y el EPOC".

Al conmemorarse el lunes el Día Mundial Sin Tabaco para concientizar sobre los perjuicios que ocasiona su consumo, Barugel aseguró que "dejar de fumar es una las acciones de mayor impacto en la salud que puede hacer una persona".

"Los beneficios comienzan a percibirse a las pocas semanas y pueden lograr reducir los riesgos de padecer enfermedades como cáncer de pulmón, laringe, vejiga, entre otros, así como de padecer infartos cardíacos y cerebrales”, precisó.

En Argentina, más de 15.000 personas mueren cada año por un cáncer relacionado con el consumo de tabaco, según datos del Programa Nacional de Control de Tabaco del Ministerio de Salud.

En tanto, de acuerdo datos de la Dirección de Epidemiología del Gobierno porteño, el 50,7% de los no fumadores están expuestos al humo de tabaco ajeno, especialmente en sus lugares de trabajo. (Télam)