La osteoteca de la Universidad Nacional de Cuyo (Uncuyo) está integrada por esqueletos -no todos completos- de 111 individuos de ambos sexos y de edades muy diversas, desde los 7 a los 90 años, precedentes de dos cementerios públicos municipales: el de Luján de Cuyo y el de la ciudad de Mendoza.

Es la más grande fuera de Buenos Aires, donde existen seis, mientras otras dos se están poniendo en marcha en Córdoba y Río Negro.

En el proceso de incorporación de los esqueletos "se cumplieron con todas las reglamentaciones vigentes y con el marco ético que establecen organismos internacionales en el campo de la antropología biológica", según detallaron a Télam sus organizadores.

Se trata de sepulturas vencidas que, luego de comunicaciones a los familiares, los cementerios tienen la potestad de trasladar o cremar para aumentar el espacio disponible.

"Lo que nosotros hacemos es interferir en ese proceso, antes de su destrucción total, para recuperarlos con fines científicos y forenses", explicó la arqueóloga Daniela Mansegosa, a cargo de la oesteoteca junto a su colega Sebastián Giannotti.

Ambos profesionales trabajan desde 2018 junto al Ministerio Público Fiscal (MPF) en investigaciones judiciales que requieren la identificación de restos humanos.

Click to enlarge
A fallback.

Pero además, la osteoteca de la Uncuyo tiene también un objetivo patrimonial.

"Hay que pensar que tal vez los cementerios no tienen una visión desde el punto de vista de la conservación de algo que en definitiva es un patrimonio cultural de la toda la sociedad. Nuestros muertos, en sus huesos, nos hablan. Los huesos se pueden leer y se tienen que interpretar, y en este sentido la información que tienen es verdaderamente un patrimonio cultural mendocino enorme. Entonces la idea de esta colección es ser un reservorio patrimonial", completó Giannoti.

El proyecto contó con apoyo financiero de la Secretaría de Investigación, Internacionales y Posgrado (SIIP) de Uncuyo y el aval institucional de la Facultad de Filosofía y Letras y del Cuerpo Médico Forense y Criminalístico. (Télam)