Mendoza limitará a partir de la madrugada de este martes la circulación de personas entre las 0.30 y las 5.30, y no habrá cambios en cuanto a la presencialidad en las escuelas ni a las jornadas laborales y los diferentes trabajos, se anunció hoy en Casa de Gobierno provincial, en relación a la pandemia de coronavirus.

El gobernador Rodolfo Suárez se reunió esta mañana junto a su gabinete y los intendentes, y decidieron comenzar a implementar estas nuevas restricciones ante la segunda ola de contagios por coronavirus.

En conferencia de prensa, el ministro de Gobierno, Víctor Ibañez, confirmó que la medida comenzará a regir desde esta misma noche, y se publicará en el Boletín Oficial de mañana, y aseguró que "son medidas que en ningún caso afectan el empleo y la actividad comercial de la provincia".

En ese sentido, se informó que el objetivo del Ejecutivo provincial es mantener la economía abierta, y lo que se busca con esta reducción horaria es desalentar las fiestas clandestinas.

Solo funcionarán los servicios esenciales y de urgencia, y para los que cumplen su trabajo durante la madrugada, el titular de la cartera de gobierno sostuvo que "los que viajen de madrugada podrán circular con la misma documentación, si son esenciales".

Ibañez formuló estos anuncios en compañía de los intendentes de San Rafael, Emir Félix; Santa Rosa, Flor Destéfanis; Ciudad, Ulpiano Suárez; Godoy Cruz, Tadeo García Zalazar; y Tupungato, Gustavo Soto.

Asimismo se aseguró que habrá mayor control policial y municipal durante el horario de restricción y se le solicitó a la sociedad un mayor compromiso social y conciencia ciudadana para morigerar la segunda ola de contagios.

Entre las medidas anunciadas también se reducirá la capacidad habilitada para eventos sociales y culturales en espacios cerrados, bajando del 70% al 50%, con un máximo de 250 personas autorizadas como máximo para esos encuentros.

Podrán seguir realizándose encuentros deportivos, pero sin público en estadios cerrados, y se mantiene el tope de 250 personas en eventos al aire libre.

Supeditado a la nueva espiral de contagios, se continuarán analizando otras medidas y si estas surten efecto, a la vez que contemplan la posibilidad de tomar nuevas acciones con el objetivo que los nuevos contagios tengan un menor grado de impacto, y evitar el colapso de la infraestructura hospitalaria.

Los intendentes propusieron que se vuelva a limitar la circulación en relación a las terminaciones por DNI, preocupados fundamentalmente por la sobreocupación en los medios de transporte público de pasajeros, sobre todo en las horas pico como la entrada y salida laboral, tanto en los comercios como en la administración pública. (Télam)