Últimamente, en las redes sociales, son varios los usuarios que relatan las situaciones vividas a la hora de consumir en algún local gastronómico y luego esperar por el ticket. En ese sentido, una usuaria más se suma a quienes se indignan por las irrisorias sumas o recargos que figuran en el detalle del precio final de lo consumido.

Es el caso de @eraserena, que en Twitter contó lo sucedido en un bar, que si bien no dio detalles de la ubicación ni el nombre del mismo, se indignó al conocer el valor de lo consumido junto a sus amigas.

“No sé a ustedes, pero a mí me resulta un afano”, dijo la joven mientras mostraba con una fotografía el detalle del ticket: allí se puede ver que consumió cuatro cervezas ($700 cada una), dos lomitos simples ($850 cada uno) y una porción de papas secas ($100). Esto hizo un total de $4600, lo que causó indignación entre los demás usuarios.

En la publicación, que cuenta con más de 800 retuits y 1800 me gusta, se pueden ver las distintas opiniones que generó este hecho: hay quienes sostuvieron que se tratan de valores racionales, según dónde se haya cenado; y quienes se indignaron con los valores, fundamentalmente de la cerveza, destacando el ítem como uno de los que siempre tiene un sobrecargo.

“Interior del interior, sueldos promedio de $40.000, alquileres para vivienda en el orden de los $20.000. Yo me imagino que para Buenos Aires es barato, pero acá se les fue un poco la mano con la birra”, dijo la joven, respecto a las diferentes reacciones que causó su publicación.