La tormenta subtropical Nicole provoca una extensa zona de baja presión en el mar Caribe, ganando intensidad y generando alertas en las zonas costeras del norte y occidente de Cuba, informaron hoy oficialmente

Según el Instituto de Meteorología de Cuba, durante la madrugada, la extensa zona de baja presión situada en los mares al norte de Puerto Rico, continuó ganando en organización e intensidad.

Esta tormenta es considerada por los especialistas como la última del año en la zona y es candidata a huracán en el Caribe debido a los vientos máximos sostenidos de 75 kilómetros por hora, con una presión central de 1004 hectopascales, y que se está moviendo al noroeste a unos 22 kilómetros por hora.

Esta tormenta se mueve hacia la costa norte cubana, llegando a afectar al sur de Estados Unidos, precisó la agencia de noticias ANSA.

Según el Instituto de Meteorología cubano, "a las 5 de la mañana su región central fue localizada en los 25.5 grados de latitud Norte y 68.5 grados de longitud Oeste, posición que la sitúa a 890 kilómetros al este de la isla Gran Abaco, Bahamas septentrional".

Y agregó que "en las próximas 12 a 24 horas la tormenta subtropical se moverá en el mismo rumbo inclinando su trayectoria al noroeste y disminuyendo algo su velocidad de traslación, ganando algo más en organización e intensidad".

La temporada de huracanes en el Atlántico debe terminar el día 30 de este mes. Pese a ser muy benigna desde que comenzó el 1 de junio hasta agosto, desde ese mes generó varios ciclones destructivos, entre ellos el Ian, que azotó el occidente de Cuba en el pasado mes de septiembre. (Télam)