El Ministerio de Justicia y Derechos Humanos de la provincia de Corrientes trasladó a una fiscalía federal el caso de una mujer que tuvo una hija hace 29 años, pero fue vendida por quien en ese entonces la tenía a su cuidado, informaron hoy fuentes oficiales.

La asesoría jurídico penal del Ministerio de Justicia de Corrientes formalizó hoy ante la Fiscalía Federal 1 de Corrientes, a cargo de Flavio Ferrini, el caso de una mujer del interior provincial que denuncia la venta de una hija que dio a luz en 1993, según informó la cartera en un comunicado.

En su presentación, los abogados Nicole Jones Romero, Conrado Rudy Pérez y Juan Francisco López Palomeque, sostuvieron que se trata de un caso del delito de trata, robo y venta de la niña, nacida cuando su madre tenía 16 años de edad.

"La víctima vivía en el interior de la provincia de Corrientes, en 1992 quedó embarazada, con sólo 16 años y su padre, muy enojado por esta situación, la entregó a una señora que residía en la Capital correntina, para que se ´encargue de ocultar este problema", informó el ministerio.

Esta señora la mantenía en cautiverio, encerrada con llave en una habitación, obligándola a cumplir con tareas físicas forzosas y de limpieza de la casa.

"Prácticamente era la esclava, la sirvienta, sólo me dejaban salir si ellos me llevaban al médico. Ese año, pasé las fiestas, Navidad y año nuevo, encerrada con llave en una habitación, sola e incomunicada", denunció la víctima.

El 25 de enero de 1993 dio a luz a una niña en un sanatorio de la capital correntina y desde ese día no pudo ver más a su hija, la mantuvieron "dopada, dormida", denunció y añadió que quiso ponerle de nombre Katerine pero la llamaron María Inés.

La mujer que la mantuvo en cautiverio y le arrebató la bebé, le dijo "que 'estaba muy lejos, que no la busque, que era joven y podía tener más hijos', pero después de eso, escuché una conversación por teléfono donde ella decía que había vendido a mi bebé a gente del extranjero", señala el parte de prensa despachado hoy por la cartera conducida por Juan José López Desimoni.

Asimismo, explicaron que la supuesta vendedora de la niña, vive en Corrientes pero se rehúsa a darle información sobre el paradero de su hija.

"Hoy la bebé desaparecida tendría 29 años, y su madre víctima de trata nunca paró de buscarla. Acudió a la justicia, haciendo una denuncia en sede Provincial, pero no obtuvo respuesta y la archivaron", explicó el ministerio. (Télam)