El Sistema Nacional de Bomberos Voluntarios (SNBV) que nuclea a 1.037 asociaciones y 44.000 efectivos de todo el país inaugurará mañana la primera etapa de su Centro Nacional de Entrenamiento de Hudson, un complejo único en Latinoamérica por donde pasarán anualmente unas 3.600 personas para capacitarse con simuladores de última tecnología.

“Es de una emoción incalculable inaugurar un lugar donde cada camarada de cualquier punto del país, integrantes de las Fuerzas de Seguridad y ONGs podrán, en un futuro muy cercano, formarse con tecnología de punta”, dijo a Télam Carlos Alfonso, presidente del Consejo Nacional de Bomberos Voluntarios que representa ante las autoridades al SNVB.

“La tarea fundamental de esta centro será formar instructores de todo el país, pero también articular con las diferentes federaciones apura que permanente vengan fines de semana bomberos ya recibidos para tomar capacitaciones de excelencia”, agregó.

Puntualmente, mañana se inaugurarán un ala del edificio principal con tres aulas con capacidad de 50 alumnos cada una, hall central con oficinas y se presentará un nuevo simulador móvil, el cuarto de los montados sobre camiones que recorren el país capacitando efectivos, que en este caso recrea situaciones de incendios estructurales y rescates vehiculares.

Para marzo del año próximo está previsto concluir con el resto del edificio, que incluye un auditórium para 250 personas, dormitorios para alojar a 100 y un bar/restaurante; todo en el predio de 10 hectáreas a la altura del kilómetro 50 de la autovía 2 adquirido por el SNVB en 2011 a partir de una inversión de 300 mil dólares realizada con fondos propios y de las federaciones.

“Posteriormente comenzará la construcción de los diferentes escenarios (de simulación), tales como materiales peligrosos, incendios forestales, incendios estructurales, incendios vehiculares, incendios industriales, rescate acuático, en altura, en espacios confinados y estructuras colapsadas ”, dijo.

Click to enlarge
A fallback.

Con ese corte de cintas “se inicia una nueva etapa de profesionalismo dentro del Sistema Nacional” en el sendero iniciado hace 10 años, cuando se conformó la Academia Nacional de Bomberos Voluntarios, para lo cual “se convocó a académicos de las diferentes federaciones”.

“Primero había que ordenar la formación de instructores, luego los programas de estudio según especialidades -rescate vehicular, acuático, etc-, luego se dividió el país en cinco regiones según sus necesidades diferenciales de acuerdo al contexto (relieve, clima, recursos hídricos) ya que éste que va a determinar el tipo de atención de emergencias requerido”, dijo Alfonso.

“Y luego surgió la necesidad de un centro de entrenamiento para realizar las prácticas profesionalizantes”, agregó.

Ya andando este camino, en 2019 el Consejo Federal de Educación aprobó el perfil profesional y marco de Referencia de Bomberos Voluntarios Nivel I, lo que implicó integrar la formación del bombero dentro de la modalidad de formación técnico profesional y establecer un marco regulatorio para la validación nacional de las certificaciones y los planes de estudio.

Culminaba así “un proceso de transformación de educación no formal a un sistema de formación técnico profesional” que ahora requiere la aprobación individual de los diferentes ministerio de educación provinciales.

Del acto de inauguración previsto para las 10, participarán la secretaria Programación Federal y Articulación Legislativa del Ministerio de Seguridad Silvia La Ruffa; y el subsecretario de Gestión del Riesgo y Protección Civil de la Nación, Gabriel Gasparutti.

El SNBV constituye el principal brazo operativo de Protección Civil en la Argentina, prestando de manera profesional y voluntaria el servicio de seguridad siniestral en el 80% del territorio nacional. (Télam)