El Gobierno de Santa Fe y la Fundación Hábitat y Desarrollo impulsan la "ampliación" del Parque Nacional Islas de Santa Fe para preservar un área de unas 160.000 hectáreas entre las ciudades de Santa Fe y Rosario con las reservas de agua dulce más importante del país, informó hoy el área provincial de Ambiente.

Según el estudio desarrollado por el Ministerio de Ambiente y Cambio Climático de Santa Fe y la Fundación Hábitat y Desarrollo, el Parque Nacional Islas Santa Fe cuenta con 4.096 hectáreas.

La zona que se estudia "ampliar" es de 160.000 hectáreas, ubicadas entre las ciudades de Santa Fe y Rosario, una ecoregión de deltas, islas y humedales del río Paraná.

La ministra de Ambiente y Cambio Climático, Erika Gonnet, valoró el ecosistema al sostener "que constituye la reserva de agua dulce más importante de nuestro país y es un área de vital importancia para la cría y reproducción de especies ícticas de alto valor comercial".

"El Delta del Paraná es un humedal de importancia internacional, un ecosistema imprescindible para la salud y el desarrollo de las comunidades costeras; trabajamos en una propuesta que incluye indefectiblemente a los isleños en este proceso de construcción y crecimiento", añadió la funcionaria.

El anuncio de Gonnet, fue realizado en el Día Internacional de los Humedales que recuerda al 2 de febrero de 1971 cuando en la ciudad iraní de Ramsar se firmó el tratado sobre los Humedales de Importancia Internacional para promover su conservación y uso racional.

En Argentina los humedales representan el 22% del territorio nacional, y en la provincia de Santa Fe se destacan tres sitios de vital importancia hidrológica: el Jaaukanigás que significa 'gente de agua' en lengua de pueblos originarios (Guaicurúes), ubicado en el Paraná medio; el Delta e Islas del Paraná y la Laguna de Melincué, una reserva endorreica ubicada en la región sur provincial. (Télam)