El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) señaló hoy que se mantiene vigente en todo el país el estado de alerta preventiva sanitaria contra el ingreso de la influenza aviar, una enfermedad que nunca estuvo presente en Argentina, pero que avanzó en países de la región, se informó hoy oficialmente.

“Detección precoz y atención temprana, es la fórmula para que la influenza aviar no afecte a la Argentina”, afirmó el vicepresidente del Senasa, Rodolfo Acerbi.

La medida fue dispuesta en diciembre pasado por medio de la Resolución Senasa 803/2022 contra la enfermedad que “nunca estuvo presente en Argentina, por lo que se la considera exótica y cualquier sospecha es obligación notificarla” al organismo.

Desde fines de 2021 el virus afecta a las aves silvestres y comerciales de Canadá, Estados Unidos y México, y se supone que llegó a través de las rutas de aves migratorias.

Recientemente, la enfermedad avanzó hacia los países de América del Sur y fue detectada en Colombia, Ecuador, Perú, Venezuela y Chile, en aves silvestres y en algunos casos en traspatio y aves comerciales.

“Si estamos diligentes y atentos junto con el INTA, con Parques Nacionales, con los cazadores, con quienes visiten lagunas y arroyos, seguramente podremos actuar rápido y evitar que el área comercial sufra esta enfermedad y sostener el estatus sanitario alcanzado en años de trabajo conjunto para seguir exportando al mundo”, completó Acerbi.

La influenza aviar, altamente patógena (IAAP), afecta a las aves de corral y silvestres, indicaron, y precisaron que las aves acuáticas y playeras se consideran los reservorios naturales de estos virus y no suelen enfermarse, aunque esto parece estar cambiando ya que se detectaron mortandades de estas especies relacionadas a la presencia del virus H5N1, que es la variante del virus de alta patogenicidad de la influenza aviar.

Ante esta situación el Senasa aumentó los esfuerzos de vigilancia en nuestro país, para lo que solicita se le notifique cualquier aparición de aves silvestres muertas o con sintomatología compatible en aves de corral.

La detección y notificación temprana, la atención inmediata, así como las medidas de bioseguridad en aves de producción, son pilares fundamentales de la estrategia de prevención y contención que lleva adelante el Senasa en coordinación y colaboración permanente con el sector productivo y toda la comunidad, subrayaron.

Cualquier persona puede notificar al Senasa si identifica mortandad, signos nerviosos, digestivos y/o respiratorios en aves silvestres o de corral.

A la vez, recomendaron no tocar las aves muertas y aviar de inmediato al organismo sanitario

Para notificar la sospecha de una enfermedad detectada en aves de producción o silvestres, se puede hacer a los siguientes canales de comunicación del Senasa: personalmente o por teléfono en la oficina de Senasa más cercana

También a través de la app “Notificaciones Senasa”, disponible en Play Store; mediante un correo electrónico a notificaciones@senasa.gob.ar o completando el formulario en el portal web “Avisa al Senasa”.

“La reconocida condición sanitaria argentina, posibilita mantener una avicultura sana, producir alimentos de origen aviar seguros y altamente confiables y sostener abiertos los mercados de comercio internacional”, concluyeron. (Télam)