El Gobierno porteño anunció hoy el llamado a licitación para la obra de remodelación del Palacio Ceci, un histórico edificio del barrio de Villa Devoto donde funcionó una escuela para sordos hasta diciembre del 2021, e incluyó en el proyecto oficial la construcción de una cafetería dentro del predio público.

La disposición fue publicada en el Boletín Oficial para la contratación de la obra pública denominada "Puesta en valor y adecuación tecnológica del Palacio Ceci", con un presupuesto de $277 millones y con un plazo de ejecución de diez meses "contados a partir de la fecha de comienzo de los trabajos".

La medida, en tanto, generó el rechazo de la comunidad de la escuela de sordos que desde el cierre del Palacio inició una campaña en defensa de la institución ante el riesgo que, tras su reapertura, sirva como sede del Distrito del Vino.

Según indicaron, las tareas a realizar en el edificio, que data de inicios del siglo 20 y está situado en la avenida Lincoln al 4300, consisten en "la restauración de la envolvente exterior, fachadas y cubiertas, de sus recintos interiores y la adecuación tecnológica del conjunto", y aseguraron que surgen ante "la necesidad" expuesta desde el Ministerio de Desarrollo Económico de intervenir la estructura.

El edificio fue, desde 1938, la sede de la escuela Bartolomé Ayrolo, donde asisten niños, niñas, adolescentes y adultos sordos, hipoacúsicos y con discapacidad auditiva hasta el año pasado, cuando el Gobierno porteño comunicó a las autoridades escolares el cierre para iniciar los arreglos.

La decisión, en rigor, fue recibida con alegría por los docentes y estudiantes Ayrolo ya que, si bien cuentan con un edificio en el predio lindante donde desarrollan sus actividades, la intención era convertir al Palacio Ceci en un museo de la comunidad sorda.

No obstante, en los primeros meses del año tomaron conocimiento de la posibilidad que el Palacio quede afectado al Distrito del Vino, una iniciativa del Gobierno porteño que busca potenciar la actividad vitivinícola y turística en Villa Devoto, a través de la facilitación de la radicación de emprendimientos del sector en la zona.

Fue entonces que comenzaron una campaña en defensa del Palacio que incluyó movilizaciones en el barrio y varias reuniones con funcionarios de la Ciudad para expresar su rechazo a la cesión del edificio para una actividad comercial.

Lilia Sánchez, mamá de una alumna egresada del Ayrolo, dijo -en diálogo con Télam- que a partir de la publicación del llamado a licitación "es la primera vez que vemos en concreto qué es lo quieren hacer en el Palacio".

"Es vergonzoso e indignante para quienes vivimos la escuela como fue históricamente, ver que le han dejado sólo el ingreso por José Cubas, y el patio reducido mirando por sobre unos maceteros el Palacio que se llevaron", agregó.

Según se observa en las imágenes que forman parte de la disposición oficial, el Palacio quedará separado del edificio escolar por una fila de maceteros y una reja; en tanto que tendrá en la planta baja dos salas de reuniones y dos de exposiciones.

La novedad del proyecto, en tanto, incluye una construcción nueva dentro del predio público que funcionará como cafetería y bar, con espacio para la atención de los clientes tanto en el interior como en el exterior del edificio, además de contar con un ingreso exclusivo por la calle Habana.

"Cuando se pedía el arreglo para la escuela para personas sordas, no había presupuesto, pero ahora disponen de $277 millones de fondos públicos para arreglar el Palacio Ceci para el Ministerio de Desarrollo Económico y sus fines", agregaron desde la comunidad escolar a través de un comunicado. (Télam)