Cinco adolescentes y la directora de un colegio fueron imputados en Venezuela por acoso escolar, reveló hoy el fiscal general Tarek William Saab, quien contó 74 casos en esta materia en lo que va de año.

"Hemos comenzado a judicializar aquellos casos que hemos conocido en redes sociales, donde se producen daños físicos y emocionales a niños y adolescentes, así como a personas con condiciones especiales", dijo el fiscal en un informe televisado.

Mencionó "los tres casos más recientes", en los que fueron imputados varios adolescentes principalmente por el delito de causar "lesiones intencionales", que acarrean privación de libertad.

Desde la reforma de junio de 2015, la ley venezolana contempla que un presunto agresor tiene responsabilidad penal a partir de los 14 años.

El fiscal habló de un primer video que circuló en redes en el que se ve a un adolescente de 15 años golpeando a otro de la misma edad en una escuela en Caracas.

Otro caso fue en un colegio católico en Puerto Ordaz (Bolívar), en el que un joven de 14 años fue imputado por supuestamente agredir a otro de 13.

“El adolescente víctima informó a la directora del colegio, quien hizo caso omiso (...) del llamado de ayuda", señaló Saab. "Se le abrió (...) una averiguación penal, tras lo cual fue imputada por el delito de omisión", detalló.

El proceso contra la profesora Sara de Freitas, la semana pasada, fue rechazado por varias organizaciones educativas.

"No fuimos negligentes", reaccionó el colegio jesuita Loyola, que explicó que "se abordó de inmediato la situación, se citó a los niños y sus representantes y se convocó a los organismos responsables por la ley de abordar estas circunstancias".

Saab informó además del procesamiento de tres jóvenes -una de 15 y dos de 14 años- por la presunta agresión a otras dos personas, una con síndrome de Down.

Una cuarta de 13 años no pudo ser imputada por su edad y fue remitida al Consejo de Protección, y la quinta evadió el proceso al huir del país, reportó la agencia AFP.

El fiscal presentó ante el Parlamento un proyecto de ley para prevenir y sancionar el acoso escolar, que actualmente no está tipificado como delito en el marco legal venezolano.

Hace días que en sus redes Saab destaca el accionar del Ministerio Público contra adolescentes por acoso escolar, a veces inclusive nombrando a los involucrados con nombre y apellido, pese a que la ley prohíbe hacer público datos de un menor de edad vinculado a un delito. (Télam)