El fiscal penal de Morón Mario Alberto Ferrario imputó formalmente hoy a la modelo Antonella Belén Delmonte, que pese a no ser persona de riesgo ni estar registrada como trabajadora esencial, accedió a la vacuna Sputnik V en un hospital de Merlo. Según confirmaron fuentes judiciales a NA, Delmonte, de 24 años, fue imputada por el delito de "falsificación ideológica de documento público", que contempla penas de hasta seis años de prisión, y quedó notificada formalmente. Tras realizar la imputación, el fiscal Ferrario le solicitó este jueves al Juzgado de Garantías que decline su competencia en favor del Juzgado Federal que corresponda. La joven declaró supuestamente ser trabajadora de la salud y de esa manera fue vacunada en el Hospital Héroes de Malvinas de Merlo. Las autoridades sanitarias locales formularon una denuncia penal por la presunta irregularidad y el fiscal Ferrario abrió la investigación y ya le notificó a la imputada sobre la formación del expediente. El fiscal no resolvió aún el llamado a indagatoria, que está supeditado a la producción de prueba que ya encargó. Entre las medidas de prueba figuran declaraciones testimoniales de los profesionales que le aplicaron la vacuna, informes de ingreso y egreso al hospital e incluso evalúa la posibilidad de pedir las cámaras de seguridad para establecer si la joven concurrió acompañada y, en ese caso, por quién. En las últimas horas, el ex novio de la modelo, Cristian Urrizaga, más conocido como Cristian U, defendió a Delmonte, al considerar que "la culpa no es de ella, sino de lo que le firmaron las planillas". En declaraciones periodísticas, el ganador del programa de televisión "Gran Hermano" en 2011 sostuvo: "No es mala piba, es buena. Le pasó de tontona". "No minimizo y tiro un dardo para decir que esa vacuna pudo haber salvado a un abuelo que murió. Pero no creo que ella lo haya pensado de la manera que digo yo", agregó. "Yo creo que dijo, ´Uy, tengo la posibilidad de vacunarme´ y no pensó que con esta posibilidad le estoy robando... no creo que lo haya hecho. El problema es que ella lo subió a las redes sociales

Una persona que está en los cabales correctos y no actúa como tontón, no lo sube", señaló. En este sentido, añadió: "Me juego que lo subió para decir, ´Yo pude, soy re-capa´. Y no, sos una boluda, mirá el quilombo que se armó". "Lo que pasa es que en este país es todo turbio, todo es así

Ella está tapando los cientos de protegidos por el Gobierno que se fueron a vacunar y nunca se dieron los nombres", agregó. Allegados a la defensa de Delmonte deslizaron que efectivamente trabaja en un centro de salud (aunque no especificaron de qué tipo) y que probará esa situación mediante un certificado laboral que, hasta ahora, no fue aportado. Ferrario es un experimentado fiscal del Ministerio Público bonaerense que intervino, entre otros casos resonantes, en el secuestro y muerte de Candela Sol Rodríguez. Soc/EFR/GO/OM NA