El ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, visitó el predio CAREM de la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), ubicado en la ciudad bonaerense de Lima, donde se lleva a cabo la obra del primer reactor argentino, CAREM25, que tendrá capacidad para la generación de electricidad en bajas y medianas potencias para el abastecimiento eléctrico de zonas alejadas de los grandes centros urbanos o de polos fabriles e industriales con alto consumo de energía, se informó hoy oficialmente.

El prototipo tendrá capacidad de generación de aproximadamente 32 megavatios eléctricos (MW), potencia que alcanzara -por ejemplo- para abastecer de energía eléctrica a una población de 120 mil habitantes, además de la capacidad de alimentar plantas de desalinización de agua de mar, precisaron en un comunicado desde la cartera de ciencia.

Asimismo, el predio donde se lleva a cabo la construcción de este prototipo, se encuentra también en construcción de acuerdo con los estándares del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA).

La obra civil comenzó el 8 de febrero de 2014, momento desde el cual el CAREM se constituyó como el primer reactor modular de baja y media potencia del mundo en estar oficialmente en construcción en un predio en la ciudad de Lima, lindero a las centrales nucleares Atucha I y Atucha II, y a pocos metros del río Paraná de las Palmas, desde el cual se abastecerá del agua que aportará refrigeración al sistema.

Por otro lado, el predio fue acondicionado para convertirse no solamente en el sitio de emplazamiento del CAREM25, sino también en un polo tecnológico nuclear.

Filmus destacó “la posibilidad de tener un reactor con 70% de tecnología nacional e íntegramente diseñado y construido en el país, que permite hacer modular y generar reactores para distintas energías que se necesitan ya sea en ciudades pequeñas como en masivas”.

Y agregó: “La posibilidad de implementar este reactor, primero de su tipo en el mundo, va a darnos un orgullo enorme como argentinos”.

En tanto, sostuvo, "hace falta que la ley de Financiamiento del Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación pueda cumplirse porque parte de eso financia el trabajo de la CNEA".

El ministro afirmó que "es importante que Argentina muestre su soberanía energética y tecnológica”.

En ese sentido, el ministro afirmó que "es importante que Argentina muestre su soberanía energética y tecnológica”.

"La idea del CAREM es también venderlo a otros lugares del mundo. Tenemos desarrollo científico tecnológico, jóvenes que con proyectos como estos quieran quedarse en el país y la capacidad y talento argentino”, apuntó.

Por su parte, la presidenta de la CNEA, Adriana Serquis, explicó que, “el CAREM es un proyecto estratégico que cumplirá un rol fundamental en la transición hacia una matriz energética limpia y sustentable” y brindó detalles de las principales características del reactor, haciendo hincapié “en sus sistemas de seguridad pasivos y en la incorporación de soluciones de alta ingeniería en el diseño que simplifican su construcción, operación y mantenimiento”.

Además, destacó que “más de mil empresas brindarán ingeniería, insumos, componentes y servicios vinculados al CAREM”.

También participaron de la visita el presidente de Nucleoeléctrica Argentina S.A., José Luis Antúnez; la gerenta del Proyecto CAREM, Sol Pedre; el gerente general de CNEA, Daniel Bianchi; el secretario de Planeamiento y Políticas en Ciencia, Tecnología e Innovación, Diego Hurtado; el subsecretario de Coordinación Institucional, Pablo Núñez y el subsecretario de Ciencia, Tecnología e Innovación del Ministerio de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica de la Provincia de Buenos Aires, Federico Agüero. (Télam)