Familias con niñas o niños que convivan con trastornos del espectro autista (TEA) se pueden postular hasta junio para recibir un perro de asistencia, a través de un programa solidaria de una organización social.

La iniciativa es de Bocalán Argentina, una asociación dedicada al entrenamiento de perros de asistencia para niños con TEA y personas con movilidad reducida.

La organización recomendó que las y los niños que se postulen, no tengan más de 10 años, por cuestiones de integración sensorial, y que las personas con movilidad reducida sean mayores de 18, estén en silla de ruedas y que puedan darle al perro indicaciones sobre lo que necesitan.

Los perros de asistencia son considerados una ayuda técnica que colabora para generar mayor autonomía en la vida de las personas con discapacidad, explicó la organización en un comunicado.

En el caso de perros destinados a acompañar a los niños con autismo, el entrenamiento está pensado para mejorar su inserción en la vida social, haciendo énfasis en la seguridad vial.

En tanto, los destinados al servicio para personas con discapacidad física se entrenan buscando la colaboración del perro en las actividades de la vida diaria.

La ONG también realiza cursos destinados al público en general, y a estudiantes o profesionales del área de la salud y de la educación que deseen incorporar la presencia de un perro dentro del marco de su práctica profesional.

También, a entrenadores que deseen conocer las características del manejo y entrenamiento para intervenciones asistidas.

El Programa Solidario está destinado a quienes residan en ciudad de Buenos Aires o Àrea Metropolitana.

Las postulaciones pueden hacerse en https://bocalanargentina.org/#!/-perros-de-asistencia/?ancla=Formulario+de+aplicaci%C3%B3n

(Télam)