La obligatoriedad de dictar clases presenciales en la Ciudad de Buenos Aires pese al aumento de casos de coronavirus, motivó hoy una denuncia ante la Organización Mundial de la Salud en la que se afirma que "la mayoría de los docentes se contagió" de la enfermedad y que sigue vigente el régimen de faltas para los alumnos cuyos padres no los envíen a la escuela.

La abogada Victoria Carreras explicó a Télam que hizo la presentación "ante una muestra evidente de que a un grupo etario se lo expone en forma obligada a contraer Covid-19, la OMS debe intervenir. Los chicos van a un lugar de altísimo contagio".

La denunciante aseguró además que también hizo una presentación ante la Justicia Federal, "donde hay otras 11 denuncias similares pero el fiscal las desestimó todas por considerar que hay inexistencia de delito".

En el documento al que accedió Télam, Carreras tomando datos que cita del Gobierno porteño asegura que "en una semana en el nivel inicial 68 docentes titulares pasaron ausencia extraordinaria por covid-19 a raíz de que tiene una internación de más de 45 días".

También en ese mismo período "hay otras 70 con licencia por Covid y 46 que renunciaron a sus cargos".

Entre las pruebas que aporta la denunciante, figura un cuadro estadístico elaborado por la Unión Argentina de Maestros y Profesores (Camyp) que destaca que de acuerdo al último acto público del 13 de mayo pasado "el 43,2 % de los docentes titulares del área inicial está de licencia por Covid-19 y el 56,72 por otros motivos".

En tanto en el nivel primario, el 46,1% está de licencia por Covid y el 53,9 por otros motivos.

Carreras destacó además que "la ministra Soledad Acuña dijo públicamente que en un mes se habían registrado un 1,53% de contagios en las escuelas, pero esto significa 17.000 docentes, directivos y no docentes".

Sobre los alumnos contagiados la abogada señaló que "no hay ningún tipo de registro" y advirtió que si los docentes faltan a la escuela por temor a contagiarse "le quitan el presentismo, entonces los docentes van asustados".

La denunciante aseguró también que una Fundación logró que un juez fallara para que no le quiten la vacante a un alumno por no asistir a clases ni que le pongan falta, con multa de 50.000 pesos diarios para Acuña, el Gobierno porteño apeló la medida, la perdió y no pagó la multa", reveló.

"Está en riesgo un grupo etario en la Ciudad de Buenos Aires por el jefe de gobierno Horacio Rodríguez Larreta", aseguró Carreras. (Télam)