La directora de la Dirección de Interior, del Ministerio santiagueño de Salud, Graciela Alsogaray, sostuvo que "la campaña de vacunación contra el coronavirus es maratónica y viene cumpliendo con los objetivos planteados".

La funcionaria, quien también estuvo presente en las vacunaciones realizadas en San José del Boquerón, Piruaj Bajo y otros parajes del norte provincial, consideró que "el viaje (a todas ellas) dejó evidenciado la dimensión de nuestro territorio, para llevar las vacunas hay que hacer 300 kilómetros".

"De esta manera se llega al lugar más lejano, de la misma manera que se llega a cualquier lado, la vacuna llega en las condiciones óptimas, colocadas con gente capacitada y además en el lugar que sea que se esté colocando se efectúa la carga al sistema nacional de datos", añadió.

Si bien para ir a esos lugares alejados de la capital santiagueña requiere de "todo un despliegue complejo" Alsogaray entendió que "todo ese gran esfuerzo del equipo sanitario es una gran satisfacción y una tarea muy loable del equipo de salud".

La funcionaria manifestó que siempre están trabajando para que los vacunadores sean enfermeros y agentes sanitarios del lugar, ya que "eso también les permite adquirir mayor experiencia, dejar capacidad instalada, ellos ya saben perfectamente como es el proceso, en definitiva van tomando esta experiencia como un proceso de aprendizaje".

En cuanto a la estrategia de vacunación, explicó que "en el interior, en este tipo localidades pequeñas vamos a vacunar siempre así: personas de 18 a 39 años, porque son poca población y queremos en un solo proceso abarcar la mayor cantidad de personas posibles".

"Tenemos tres espacios para la vacunación, una son las ciudades grandes, luego las localidades, y después los parajes; en las primeras trabajamos en forma conjunta con el intendente, en donde de elige un club y ahí se proyecta la vacunación; mientras que en los parajes lo trabajamos con el comisionado o bien con un referente de la comunidad", indicó.

De esta forma sostuvo que la vacunación se efectúa de "forma escalonada", ya que "empezamos por los grandes conglomerados, después vamos a los intermedios y seguidamente a los más chicos".

Como parte del objetivo oficial de llegar a vacunar al menos con una dosis a la totalidad de la población santiagueña en agosto, Alsogaray se mostró ante Télam confiada en que "se llegará" porque, "a medida que arriben las vacunas, nosotros estamos preparados y avanzar como lo hemos estado haciendo con una vacunación en forma simultánea".

Por su lado, el el coordinador de Dirección del Interior, Luis Sgoifo, explicó a ese organismo mapea en zonas sanitarias a la provincia y realiza operativos simultáneos de vacunación para "no generar ninguna inequidad" y "llegar a todos los rincones de la provincia y sus poblaciones".

A la vez consideró que al colocar la primera dosis en personas de 18 a 39 años "estaríamos muy cerca de cumplir en gran parte con el objetivo y fundamentalmente la cobertura que buscamos para que impacte sobre la situación epidemiológica".

Para de esa forma "los casos empiecen a disminuir, el sistema de salud se sienta un poco menos tensionado en lo que es el trabajo", añadió.

"A diferencia del año pasado, este brote ha sido muy importante en materia de salud, hemos tenido más hospitalización, casos más graves y más fallecimiento", sostuvo y en ese aspecto consideró que "creo que eso tiene que ver con las nuevas cepas y variantes que hay", por lo tanto "para contrarrestar eso desde Salud se está avanzando en la vacunación, la cual se ha acelerado en estos últimos meses".

"Es una campaña maratónica, porque tiene un ritmo importante, que no deja baches y sobre todo está a la altura de las circunstancias y está generando un impacto importante", manifestó Sgoifo.

"Obviamente la situación epidemiológica varia siempre; y eso tiene que ver con las variantes nuevas, pero aquí Santiago del Estero está a la altura de las circunstancias de la mano de nuestras autoridades ministeriales y el apoyo del gobierno es fundamental", enfatizó. (Télam)