El juicio oral y público por la causa que se sigue contra el sacerdote Rubén Agustín Rosa Torino, acusado de abuso sexual gravemente ultrajante en perjuicio de dos víctimas, comenzará el 25 de junio y se extenderá por lo menos hasta el 8 de julio, informaron hoy fuentes judiciales.

El sacerdote, quien había fundado en Salta el Instituto de los Discípulos de Jesús de San Juan Bautista, llegará a juicio por las acusaciones que hicieron en su contra dos exseminaristas y una exmonja que revelaron que los abusos eran perpetrados por el religioso y su superior jerárquico, recordaron las fuentes.

Ese instituto fue clausurado en 2019 por disposición del Vaticano tras las denuncias contra Rosa Torino.

Y, precisaron que la audiencia se desarrollará en la Sala IV del Tribunal de Juicio de Salta, desde el 25 de junio, y durante los días 28, 29 y 30 de este mes, y 1, 2, 5, 6, 7 y 8 de julio y el tribunal estará presidido por el juez Maximiliano Troyano.

Rosa Torino está acusado por los delitos de "abuso sexual gravemente ultrajante por la duración y por ser ministro de culto reconocido, en perjuicio de un joven, y abuso sexual simple agravado por ser el autor ministro de culto" en perjuicio de otra víctima, añadieron las fuentes.

En junio de 2020, la causa contra el sacerdote fue elevada a juicio y radicada en la Sala IV del Tribunal de Juicio de Salta.

Días antes, la vocal 2 de la Sala 4 del Tribunal de Impugnación, Virginia Solórzano, rechazó el pedido de oposición y nulidad del requerimiento de elevación a juicio, no hizo lugar al pedido de sobreseimiento ni al pedido de incompetencia y elevó la causa a juicio.

Oportunamente, el fiscal penal 2 de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Rodrigo González Miralpeix, requirió al Tribunal de Impugnación el rechazo de los pedidos de la defensa del sacerdote, por improcedentes, y consideró que no fue vulnerado ningún derecho o garantía.

En julio de 2019, las fiscales penales de la Unidad de Delitos contra la Integridad Sexual, Verónica Simesen de Bielke y Cecilia Flores Toranzos, reformularon el requerimiento de remisión de causa a juicio, en el marco de la causa contra Rosa Torino.

La acusación llevó la firma del procurador general de la Provincia, Abel Cornejo, quien ratificó los fundamentos esgrimidos por las fiscales.

Las fiscales reformularon la acusación a partir de la resolución del 25 de junio de 2019, cuando el juez de la Sala 4 del Tribunal de Impugnación, Adolfo Figueroa, declaró nulo el requerimiento de la causa a juicio.

En el nuevo pedido, Simesen de Bielke y Flores Toranzos dejaron constancia de que no comparten los fundamentos del vocal del Tribunal, y precisaron, a través de 54 páginas, cómo se inició la causa; las declaraciones testimoniales de las víctimas y testigos; y las razones por las cuales se atribuyó al imputado la comisión de los hechos. (Télam)