El jefe de Terapia Intensiva del porteño Sanatorio Otamendi, Arnaldo Dubin, afirmó que "la carga sobre la terapia intensiva está disminuyendo" por la menor cantidad de pacientes con coronavirus, pero indicó que "la tensión aún es alta" en el sistema sanitario y pidió mantener los cuidados para evitar "riesgos de rebrotes" de contagios.

"La presión está disminuyendo sobre la terapia intensiva. Siempre hay un retraso entre el número de contagios y su impacto en la terapia intensiva y su repercusión en la mortalidad", dijo Dubin, quien es miembro de la Sociedad Argentina de Terapia Intensia (SATI).

En ese sentido, sostuvo que "llevamos ya seis semanas de descenso continuo de los casos en todo el país y sobre todo en el AMBA (Área Metropolitana de Buenos Aires)" y observó que esa baja "fue producto de las medidas restrictivas que fueron absolutamente necesarias aunque también resistidas; esto generó una inflexión en la evolución de los contagios".

En diálogo con Radio Nacional, aseguró que "ahora afortunadamente la carga sobre la terapia intensiva está disminuyendo, sin embargo la tensión aún es alta" y reconoció que "estamos en una situación que es distinta".

"Por primera vez tenemos un horizonte diferente, una perspectiva que se vislumbra como distinta: tenemos un plan de vacunación que está avanzando exitosamente, tenemos vacunas que están llegando masivamente. Seguramente pasado el invierno vamos a tener un nivel de inmunización en la población que va a ser muy alto y la situación epidemiológica va a ser distintas", detalló.

Sin embargo, Dubin insistió en la importancia de no relajar los cuidados porque existen "riesgos de rebrotes".

"Hay amenazas potenciales como la circulación comunitaria de la variante Delta que hasta ahora por suerte solo ha sido detectada en viajeros", detalló.

En esta línea destacó los cuidados que involucran prácticas personales pero también consideró que es "esencial el cierre de las fronteras y un control muy estricto de los viajeros que entran", sobre lo que dijo "es una medida fundamental que se ha tomado en todos los países". (Télam)