La directora científico técnica del Instituto Anlis-Malbrán, Claudia Perandones, destacó hoy que el nuevo equipamiento de alta tecnología adquirido por Argentina puede "monitorear más de 3.000 muestras cada 24 horas" de las variantes de coronavirus, lo que "nos permite realizar un seguimiento muy intenso y muy pormenorizado de todas las variantes que circulan en nuestro país".

La funcionaria detalló, en declaraciones desde la Casa Rosada a los canales 8 de Córdoba, 3 de Rosario y 9 de Mendoza, que el equipo que compró el Ministerio de Salud de la Nación y funciona en el Malbrán, "nos posiciona en el escenario mundial en cuanto a monitoreo epidemiológico".

Además, señaló que con la CovidSeq, la primera máquina activa en sudamérica para monitorear mutaciones de la Covid19, "hemos reconocido en nuestro país la introducción de tres variantes del virus, la de Río de Janeiro, la de Amazonas y la del Reino Unido".

En ese sentido, apuntó que en Argentina "hemos identificado cronológicamente en el orden en que fueron apareciendo: Primero una variante de Río de Janeiro en un viajero detectado el 5 de enero, después el 16 de enero se detectó la variante del Reino Unido en otro viajero con residencia en ese país que ingresó al nuestro por Alemania, y el viernes identificamos nuevamente la variante de Río de Janeiro en dos turistas y en otros dos la variante de Amazonas".

"Es importante comentar que es diferente el contexto en que cada país ha encontrado variantes del virus, en el caso del Reino Unido se la identificó a partir de un incremento inusitado de casos en el sur de Inglaterra que motivó investigaciones más profundas y eso derivó en identificar la variante que sirve para poner un alerta importante", añadió.

Y, apuntó que "en nuestro caso, detectamos introducciones puntuales en individuos que provenían de estas regiones con lo cual no hay circulación de esas variantes"

"Los casos son monitoreados exhaustivamente que es parte de nuestra tarea para evitar que se dispersen en la población", afirmó la especialista.

Perandones también defendió la eficiencia de las vacunas para atacar a esas nuevas variantes de Covid-19, al indicar que que todas las evaluaciones sobre la efectividad, comunicadas oficialmente por Pfizer, Moderna y la de Rusia, "no se verían modificada en su efectividad".

"Ayer se hizo una publicación científica en donde se plantea como resultó el enfrentamiento del suero ante estas nuevas variables, y para la tranquilidad de todos nosotros la efectividad de estas vacunas no se vieron modificadas", confirmó.

La científica añadió que en el caso de que en el futuro exista alguna variante que reduzca muy significativamente la efectividad de esas vacunas, "la posibilidad de modificar la fórmula vacunal en un tiempo corto también existe, por lo tanto desde ambos puntos de vista las noticias son tranquilizadoras".

Asimismo, recordó que "la Administración Nacional de Laboratorios e Institutos de Salud (ANLIS) está desarrollando una colaboración estratégica con la escuela de medicina de Mount Sinai de Nueva York para evaluar la variante del Reino Unido, puntualmente la mutación que le confiere más transmisibilidad, y la de Río de Janeiro para determinar si condicionan que los anticuerpos que producimos sean más o menos efectivos". (Télam)