Legisladores jujeños que integran la Comisión de Género analizaron la implementación de la "ley Iara" y generaron un espacio para la participación de la sociedad en vistas de articular un proyecto que permita extender la emergencia pública en materia de violencia de género que declaró la normativa que finaliza este año.

Al encuentro que se realizó en la Cámara de Diputados fue invitada Mónica Cunchilla, madre de Iara Rueda, la joven de la ciudad de Palpalá que fue víctima de femicidio y tras el cual la Legislatura aprobó la Ley 6186 el 29 de octubre de 2020.

"El objetivo de la reunión fue poder ver el avance de la ley de emergencia que se aprobó hace dos años", afirmó la diputada justicialista Mariela Ortíz y agregó que "se viene trabajando con ejes claros" que estableció la iniciativa.

En ese sentido, mencionó que se apunta a reforzar la atención específica a través de los diferentes centros que se han creado a través del Consejo Provincial de la Mujer e Igualdad de Género.

"Sabemos que el tema de la violencia de género está tan arraigada en lo cultural y social que hay todo un proceso de cambio el cual va a llevar su tiempo", indicó.

Sostuvo que se trata de un trabajo que tiene que "estar presente el Estado, con los tres poderes, poder llevar adelante este compromiso de lucha contra la violencia y poder erradicar la violencia de género de nuestra comunidad".

Los doce legisladores que integran la comisión valoraron la presencia de Cunchilla que expuso su punto a vista a favor de extender la vigencia de la ley, con la intención de sumar los aportes necesarios de la sociedad.

"Desde la Comisión de Género buscamos que se articulen muchísimo mejor todos los dispositivos que trabajen en la erradicación y en la prevención de la violencia de género. Si bien se están haciendo cosas hay que seguir aceitando la coordinación de las instituciones", dijo por su parte la diputada del bloque de la UCR Victoria Luna Murillo.

"La madre de Iara coincidió que es bueno que haya salido esta ley porque marca un antes y un después. Fue importante sumarla a la reunión, queríamos escucharla", agregó.

La Ley Iara estableció, entre artículos, políticas de asistencia económica para mujeres y personas del colectivo LGBTIQA+ en situación de violencia de género y que se encuentren en situación de vulnerabilidad social en razón del género y su orientación sexual.

También, el acceso prioritario para mujeres y personas del colectivo LGIBTIQA+ que sean jefas de hogar y que se encuentren en situación de violencia con hijos a cargo.

Así también la puesta en funcionamiento nuevos Centros de Atención Integral a la Violencia y la creación de refugios y/o dispositivos de asistencia y albergue, como instancias de tránsito a las mujeres, con hijos e hijas si los hubiere, y personas del Colectivo LGBTIQA+, en situación de violencia. (Télam)