Un hombre fue condenado hoy en Tartagal, en el norte salteño, a la pena de 8 años de prisión por golpear a su pareja con un martillo en la cabeza, en un hecho ocurrido en junio de 2021, en Misión Lapacho I, informaron hoy fuentes judiciales.

El juez de la Sala I del Tribunal de Juicio de Tartagal, Reinaldo Burgos, condenó a José Antonio Vallejos a la pena de ocho años de prisión de ejecución efectiva, por ser considerado autor del delito de lesiones graves doblemente calificadas por el vínculo y por violencia de género.

Los voceros indicaron que, al finalizar el juicio, Vallejos, de 48 años, fue trasladado a la cárcel de la ciudad de Tartagal, a 365 kilómetros al norte de Salta Capital, mientras que, en el mismo fallo, el magistrado dispuso que sea registrado en el Banco de Datos Genéticos correspondiente.

El 20 de junio del año pasado, la víctima se encontró con el acusado, con quien mantenía una relación sentimental de dos meses, en el paraje Misión Lapacho I.

Allí, ambos mantuvieron una fuerte discusión y, cuando ella intentó retirarse y dar por finalizada la relación, el hombre tomó un martillo con el que la golpeó en la cabeza.

Al llegar al lugar, los efectivos policiales encontraron a Vallejos al lado de la víctima y pudieron secuestrar el martillo con el que atacó a la víctima.

El fiscal penal de la Unidad de Graves Atentados contra las Personas de Tartagal, Gonzalo Ariel Vega, representó al Ministerio Público Fiscal en el juicio, al que Vallejos llegó acusado de tentativa de homicidio calificado por el vínculo y por violencia de género en perjuicio de quien fuera su novia.

Hoy concluyó la ronda de testimoniales en el proceso judicial, y se dio lugar a los alegatos.

Vega mantuvo la acusación y solicitó para Vallejos la pena de 10 años de prisión, mientras que la defensa solicitó que sea condenado por el delito de lesiones graves doblemente agravadas, que fue el criterio que siguió el juez. (Télam)