El Primer Encuentro Internacional de Trabajadores y Trabajadoras Científicas, que se desarrolló hoy en la Ciudad de Buenos Aires, abordó los derechos laborales de los investigadores y los marcos legales actuales de la ciencia en Latinoamérica, informaron oficialmente.

Los temas abordados fueron: “Internacionalización de la Investigación y estado de situación de los derechos laborales de las y los trabajadores científicos”; “La producción de conocimiento y marco legal de la circulación de producciones científicas, Ciencia Abierta”; y “El sistema universitario y los procesos de investigación”.

El encuentro se desarrolló en el auditorio de la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) en la Ciudad de Buenos Aires y fue organizado en conjunto por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación (MINCyT); la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) y la Federación de Docentes de las Universidades (FEDUN).

Además contó con el apoyo de la Federación de Sindicatos de Docentes Universitarios de América del Sur (FESIDUAS); la Federación Mundial de Trabajadores de la Ciencia (FMTS); y la Federación Latinoamericana de Trabajadoras y Trabajadores de la Ciencia (FedalCi).

En el encuentro participaron el ministro de Ciencia, Tecnología e Innovación, Daniel Filmus, Jaime Perczyk; la presidenta del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (CONICET), Ana María Franchi, y el presidente de la Agencia Nacional de Promoción de la Investigación, el Desarrollo Tecnológico y la Innovación (Agencia I+D+i), Fernando Peirano.

Durante la reunión, Filmus consideró "necesaria una mayor integración latinoamericana en el campo de la ciencia para democratizar el conocimiento. Tenemos capacidades complementarias y desafíos comunes para reducir la desigualdad de nuestros pueblos"

Y agregó: "Los estudios indican que Latinoamérica no es el continente más pobre sino el más desigual y eso es por la falta de utilización del conocimiento, la ciencia y la tecnología en los procesos productivos".

El ministro de Ciencia destacó la importancia de que las políticas de ciencia, tecnología e innovación, y el presupuesto creciente que plantea la Ley de Financiamiento del Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación sean políticas de Estado para que el desarrollo sea sostenible en el tiempo.

Además, Filmus cuestionó el modo de evaluación de las y los investigadores: “Muchas veces evaluamos a nuestras y nuestros investigadores por la cantidad de publicaciones en revistas internacionales sobre los temas que a los países centrales les interesan y no por la capacidad de producción de conocimiento que pueda aportar en la resolución de los problemas de nuestra gente".

Y agregó: "Tenemos que repensar esta matriz de evaluación para potenciar a las y los científicos que produzcan el conocimiento aplicado y las transformaciones tecnológicas necesarias para resolver nuestras problemáticas”.

Por último, Filmus celebró el encuentro y solicitó que las conclusiones del mismo sean presentadas por las y los trabajadores en las reuniones de la CELAC, la OEI y la CEPAL de las cuales Argentina será sede en octubre, e invitó a todas y todos los presentes “a llevar a cada uno de nuestros países la voluntad y la necesidad imperiosa de trabajar juntos para una América Latina con más desarrollo y justicia social”. (Télam)