La Justicia chaqueña condenó este mediodía a 7 años de prisión domiciliaria a Noemí Alvarado, de 82 años, una docente acusada de corrupción de menores y partícipe necesaria del abuso sexual de dos niñas en Chaco perpetrado en los años '80 por su esposo, el exdiputado ya fallecido Daniel Pacce, en el juicio por el caso más antiguo de abuso infantil que llegó a los tribunales.

La Cámara Tercera en lo Criminal, presidida por Ernesto Azcona, e integrada por Virginia Ise y Natalia Kuray, dio a conocer la sentencia 158/21 que condenó a Alvarado como "autora responsable del delito de corrupción a la promoción de menores agravada por ser las víctimas, menores de 12 años de edad".

Las víctimas son las denunciantes Rosalía Alvarado y María Belén Duet, quienes fueron sometidas a abusos cuando tenían 3 y 6 años, entre 1979 y 1984, en su domicilio ubicado en la calle Cervantes 238 de la capital chaqueña.

El juez dispuso al difundir el fallo en modalidad remota que la mujer cumpla prisión domiciliaria, "atento a la edad que registra la condenada Noemi Lucia Alvarado".

"Se le hace saber que deberá permanecer en el domicilio fijado en el cumplimiento de la pena y no podrá ausentarse más allá de lo autorizado, sin la autorización judicial", afirmó Azcona.

(Télam)