Un joven de 18 años salió a pescar como sustento laboral, sin saber nadar, y desapareció en el río Paraná, por lo que personal de Prefectura Naval Argentina (PNA), de la Policía de Entre Ríos y pescadores de Entre Ríos iniciaron hoy una búsqueda intensa aguas abajo, a la que se sumó un helicóptero de la mencionada fuerza de seguridad.

Se trata de Juan José Páez (18), quien por la tarde de este jueves salió de su casa en el barrio pesquero de Puerto Sánchez de la capital entrerriana, tomó su canoa y avisó a su familia que salía a pescar por el río, principalmente en la costa de Santa Fe.

Según la denuncia que radicó su familia, el joven publicó un estado en Whatsapp a las 18.55, y le envió un mensaje a su madre explicando que iba a recorrer el espinel.

Tras varias horas sin recibir noticias, recorrieron la costa paranaense donde encontraron su teléfono celular y varias pertenencias, peor no la embarcación con la que salió, una canoa y remos celestes.

Al momento de salir de su vivienda, Juan vestía una campera celeste y blanca de Argentina, y un jean con botas blancas.

Su familia explicó a la policía que el joven no sabe nadar, y comenzó a pescar ayer al no conseguir trabajo.

"Mantenemos la esperanza de encontrarlo con vida, no nos vamos a mover hasta que aparezca. Estamos todos buscándolo", resaltó a la prensa local Johana, hermana de Juan.

Mariela, su madre, agregó que era "su inicio en ir a pescar, su primera vez que se largaba y estaba contento".

Por eso, autoridades policiales y personal de la PNA inició un intenso operativo de búsqueda que continuó hoy, y al que se sumaron vecinos de la zona, y pescadores con sus embarcaciones de Paraná y toda la región hasta la ciudad de Diamante.

En ese sentido, se realiza una colecta de combustible para el combustible de los pescadores, a través de una cuenta bancaria con el alias "joha-spinelli".

Cualquier información sobre el paradero puede suministrarse a Prefectura Naval Argentina (0343 4310201); a la Jefatura Departamental Paraná (0343 4209063); gratuitamente al 101 o 911; o a la dependencia más cercana. (Télam)