Autoridades de las carteras de Ambiente y Trabajo de Jujuy avanzan en la reglamentación de un régimen que regula la actividad de brigadistas provinciales de incendios forestales, se informó hoy oficialmente.

El nuevo régimen que tiene fuerza de ley provincial busca garantizar las condiciones de trabajo de los brigadistas y todo agente involucrado en la lucha contra incendios forestales que se agravan en la temporada estival.

La ministra de Ambiente de Jujuy, María Inés Zigarán, consideró que “el régimen de Brigadistas de Incendio de Vegetación salda una deuda que tenía el Estado provincial con este sector de trabajadores que desarrolla una labor muy específica”.

“Procuramos definir una reglamentación acorde al espíritu de la ley y al proceso que derivó en la sanción de dicho marco legal en el ámbito de la Cámara de Diputados, contemplando el importante trabajo que cumplen los brigadistas”, subrayó.

La secretaria de Trabajo provincial, Gabriela Ferreyra Jenks, dijo que es responsabilidad del Estado "asegurar condiciones de trabajo a los brigadistas, cuya misión se diferencia sensiblemente del resto de los empleados públicos".

La norma alcanza a brigadistas especializados y al personal que cumpla tareas de prevención, presupresión y supresión de incendios de vegetación, manejo del fuego, restauración de áreas incendiadas, prevención y atención de emergencias ambientales, recopilación de información, elaboración de estadísticas e indicadores, interpretación de datos y demás tareas técnicas complementarias.

Click to enlarge
A fallback.

Según el texto de la legislación, los Brigadistas de Incendios de Vegetación, para actuar en la prevención y control general de riesgos ambientales, “deben estar a disposición ante cualquier requerimiento, contar con entrenamiento, capacitación adecuada, recursos, y planes de respuesta inmediata”.

En este sentido, la ley se sustenta en el hecho de que la labor de combate, prevención y asistencia, involucra tareas de alto riesgo, con exposición a diversos factores que pueden afectar la salud y seguridad de los brigadistas.

También en el hecho de que, en temporadas críticas, o siniestros de gran complejidad, las circunstancias obligan a trabajar arduamente, de manera continua, en zonas abruptas, de orografía complicada o relieve muy accidentado, aplicando estrategias específicas y protocolos de acción, en protección de personas y recursos naturales.

En relación a los roles y requisitos para integrar la fuerza concretamente, la Ley N° 6248, establece distintas categorías para identificar los roles de cada combatiente, así como también detalla los requisitos necesarios para incorporarse a la fuerza ambiental.

(Télam)