Más de 10.000 autopartes fueron secuestrados en un desarmadero que quedó clausurado tras un operativo en la localidad mendocina de Guaymallén, informaron hoy fuentes del Ministerio de Seguridad provincial.

El allanamiento fue realizado en las últimas horas en un predio ubicado en calle Las Heras al 1550, en la citada localidad ubicada a unos ocho kilómetros de Mendoza capital, en donde participaron el ministro de Seguridad de la provincia, Raúl Levrino, y el director General de Policía, Marcelo Calipo.

Los funcionarios llegaron al lugar junto al director de investigaciones, José Vega, donde fueron hallados 10.600 autopartes de dudosa procedencia y varios vehículos robados.

Durante el procedimiento, efectuado por personal de la Dirección de Sustracción de Automotores de la Policía de Mendoza junto a la Unidad Fiscal Robo y Hurtos de la provincia, se les solicitó a las personas del lugar las habilitaciones requeridas para dicha actividad.

Ante la falta de respuestas y la ausencia del propietario, dos empleados del predio, un hombre y una mujer, ambos mayores de edad, fueron notificados.

Las autoridades luego de recorrer el predio y constatar la presencia de autopartes y automóviles sin sus respectivos papeles procedieron a la clausura judicial y municipal del lugar. (Télam)