Un joven de 22 años que había salido hacía 25 días de la cárcel fue nuevamente detenido acusado de robar 500.000 pesos de una vivienda de un barrio de Nordelta, donde asaltó y amenazó a una familia, informaron hoy fuentes policiales.

Todo comenzó cuando el último viernes una pareja denunció un robo ante el personal del Destacamento Villa La Nata de la Estación de Policía Departamental de Seguridad (EPDS) de Tigre.

La pareja detalló que se encontraba con sus dos hijos menores de edad cuando un delincuente ingresó ese mismo día a su casa del barrio Las Tipas-Nordelta, en el partido bonaerense de Tigre y, tras amenazarlos a todos con un arma de fuego, se apoderó de 500.000 pesos y escapó.

Según los voceros, el ahora detenido habría ingresado a la vivienda saltando uno de los paredones perimetrales del barrio.

En esas circunstancias, y a raíz del análisis de las cámaras privadas y del municipio de Tigre por parte del Grupo Táctico Operativo (GTO) del destacamento policial de Villa La Ñata, se pudo identificar a un sospechoso como Diego Cartaman (22), por lo que el sábado se realizó un allanamiento de urgencia en su domicilio, situado en La Heras y avenida Marabotto, de Benavídez, donde fue detenido.

Las fuentes informaron que el joven había salido hace 25 días de la Unidad Carcelaria 48 de San Martín, donde había estado detenido también por robo.

En la casa donde fue aprehendido los efectivos policiales incautaron la ropa que habría usado en el robo, 100.000 pesos y un arma de utilería, réplica de una mini Uzi color negra, que se cree que también empleó en el hecho.

Cartaman quedó bajo custodia a disposición de la Unidad Fiscal de Instrucción (UFI) de Benavidez. (Télam)