Diez domicilios de la ciudad de Rosario y la zona fueron allanados hoy en busca de documentación y dispositivos electrónicos relacionados con la causa de juego clandestino que derivó en en la destitución y prisión preventiva de dos fiscales, informaron fuentes judiciales.

“Todos los inmuebles se encuentran relacionados a la investigación sobre juego clandestino llevada adelantes por la Agencia de Criminalidad Organizada de la Fiscalía de Rosario”, detalló el Ministerio Público de la Acusación (MPA).

Uno de los domicilios allanados por las Tropas de Operaciones Especiales (TOE) fue un estudio contable ubicado en plena city rosarina, en Corrientes al 800.

En el mismo edificio había sido allanada una agencia de cambio en la causa por la investigación del asesinato de un narco -que había comprado dólar ilegal en ese comercio-, pero voceros del caso explicaron a Télam que en ese sitio se requisó la sede de un estudio contable.

También se allanaron inmuebles que figuran como domicilios fiscales de empresas y de personas vinculadas a Leonardo Peitti, un capitalista de juego clandestino imputado de ese delito y presuntamente involucrado en una red de extorsiones a comercios legales e ilegales junto a miembros de la narcobanda “Los Monos”.

“Se secuestró documentación y dispositivos electrónicos, cuya información ahora se empieza a analizar”, dijeron a Télam una fuente de la investigación.

La causa que investiga el juego clandestino –que según los fiscales mueve 1.100 millones de pesos mensuales- derivó en la imputación con prisión preventiva del exjefe de los fiscales de Rosario, Patricio Serjal, y su mano derecha, el fiscal de grado Gustavo Ponche Asahad.

Ambos fueron acusados y están detenidos por el presunto cobro de coimas a Peitti, a quien proveían información sobre investigaciones en curso para que pudiera eludirlas, precisaron las fuentes.

En el mismo legajo está detenido un lugarteniente de Ariel “Guille” Cantero, el jefe de “Los Monos”, llamado Maximiliano “Cachete” Díaz.

De acuerdo a la investigación, Díaz extorsionaba a comerciantes para que pagaran un canon mensual por seguridad de sí mismo.

“Cachete” también está imputado como ideólogo del ataque a tiros al casino de Rosario, en el que murió un apostador que fue alcanzado por un balazo mientras fumaba en un balcón, en enero pasado.

La novia de Díaz -que era quien cobraba mensualmente por las extorsiones- y comisario retirado que fue arrestado cuando salía de una garito clandestino con 150 mil pesos en efectivo fueron condenados en la causa en juicios abreviados, en las que confesaron los delitos imputados a cambio de una reducción de la pena. (Télam)