La Justicia Federal de Entre Ríos procesó con prisión preventiva a un camionero acusado de transportar más de 30 kilogramos de cocaína mientras trasladaba pallets de soja desde Rosario hacia la ciudad uruguaya de Montevideo, informaron hoy fuentes judiciales.

La medida fue dictada por el Juzgado Federal de Concepción del Uruguay, a cargo de Pablo Seró y recayó sobre el conductor de un camión Ford Cargo, quien quedó imputado del delito de “transporte de estupefacientes y tentativa de contrabando de sustancias ilícitas”.

El hecho ocurrió el pasado 6 de agosto, cuando el acusado trasladaba pallets de soja desde Rosario a Montevideo y, al llegar al control de frontera, ubicado en el lado uruguayo del puente que une las ciudades de Colón y Paysandú, personal aduanero encontró 31,36 kilogramos de cocaína distribuidos en 24 envoltorios.

De acuerdo a lo informado por el sitio institucional www.fiscales.gob.ar, la sustancia estaba escondida dentro de un bolso deportivo y de una bolsa térmica.

Tras el hallazgo, el camionero quedó detenido y luego de tomarle declaración indagatoria, en las últimas horas el juez Seró ordenó su procesamiento con prisión preventiva.

El magistrado consideró que, con el secuestro de la cocaína, se estaba “ante el escalón intermedio que une la producción con la posterior comercialización, esto es, que el mismo era transportado de un punto geográfico a otro, con el objetivo posterior de ponerlo a la venta”.

"La persona imputada transportó y quiso trasponer las fronteras rumbo a Uruguay (cruzando el Río Uruguay por un puente internacional), ocultando la mercadería, a los efectos de dificultar las tareas de control desplegadas por el personal aduanero, con lo que también habría cometido contrabando”, señaló Seró.

Según el fallo del juez, el cargamento de droga decomisado tenía un valor de 331.600 dólares, lo que permitía inferir que “podría llegar a existir una organización compleja, con integrantes en ambas orillas del río Uruguay e, incluso, terceros países” (Télam)