Un hombre de 30 años de la ciudad santafesina de Rosario fue condenado hoy a 11 años de prisión y 10 de inhabilitación para conducir tras atropellar y matar con su automóvil a un policía, al intentar evadir un control de tránsito, informaron fuentes judiciales.

El homicidio ocurrió la madrugada del sábado 19 de octubre de 2019 y la víctima, el oficial de policía Marcos Di Fazio (39), murió dos días después en un hospital de Rosario, a causa de un “traumatismo encefalocraneano grave”, explicaron las fuentes.

A casi dos años del hecho, un tribunal integrado por los jueces Hernán Postma, Silvia Castelli y José Luis Suárez condenó hoy a Matías Ezequiel Erbayo a 11 años de prisión y 10 de inhabilitación para conducir.

Según la sentencia, el hombre fue condenado por los delitos de homicidio simple por dolo eventual y resistencia a la autoridad, atento a que el siniestro se produjo cuando intentó evadir un control de tránsito municipal.

El fiscal del caso, Walter Jurado, había solicitado la pena de 12 años de cárcel para Erbayo, mientas que la querella particular pidió 15, precisaron los informantes.

El hecho que juzgó el tribunal ocurrió el 19 de octubre de 2019 a las 2 de la madrugada en la avenida Colombres, ubicada en la costanera norte de esta ciudad santafesina.

Según la investigación, Erbayo conducía esa noche un Peugeot 307 cuando advierte la presencia de un control de tránsito del municipio local, pero en vez de detenerse “acelera el vehículo no haciendo caso a la voz de alto efectuada por los agentes”.

Al continuar la marcha, el conductor pasó dos semáforos con luz roja y por la misma avenida se cruzó con el policía Di Fazio y una suboficial que prestaba servicio con él, recordaron voceros del caso.

Al ver que el auto pasó dos semáforos en rojo, el oficial se cruzó al cantero de la avenida y con una linterna le hizo señas al conductor para que se detenga.

El fiscal Jurado señaló que Erbayo continuó la marcha y aceleró al ver al policía, embistiéndolo con el automóvil.

La cabeza del policía golpeó contra el parabrisas del auto y Di Fazio cayó unos metros más adelante, sostuvo el acusador, para recordar que el conductor escapó y recién fue detenido por agentes municipales 9 cuadras más adelante del lugar del siniestro.

El oficial de la fuerza de seguridad falleció dos días después, el 21 de octubre, en el hospital de Emergencias de Rosario, como consecuencia del golpe que sufrió en la cabeza. (Télam)