La joven de 22 años que fue quemada en distintas partes del cuerpo tras una discusión que mantuvo en su casa de la localidad bonaerense de Del Viso con su pareja, seguía hoy internada con pronóstico reservado, mientras que el acusado se negó a declarar y seguirá detenido, informaron fuentes judiciales.

Se trata de Guadalupe Catanni, quien continuaba en terapia intensiva entubada y con pronóstico reservado, aunque con una leve mejoría.

Mientras tanto la pareja se negó a declarar y seguirá detenida, al estar acusada de tentativa de femicidio.

El hecho ocurrió el jueves en una casa de la calle Valentín Gómez 7683, de esa localidad del partido de Pilar, donde se produjo una discusión entre Guadalupe y su novio, Julián Silva Reynoso (22).

De acuerdo con las primeras averiguaciones, en ese marco, el joven habría tomado una botella de alcohol y rociado a su novia, para luego prenderla fuego.

La víctima fue llevada a un hospital de la zona, donde, siempre según las fuentes, gritó ante los médicos de la guardia "me roció con alcohol y me prendió fuego", en referencia a su novio, quien la trasladó hasta allí y también estaba herido.

Los médicos, debido a la gravedad del estado de la mujer, la derivaron al Hospital Sanguinetti, donde llegó en estado crítico y permanecía entubada.

La policía de Del Viso, por orden del fiscal María José Basiglio, de la Unidad Funcional Instrucción Temática de Género de Pilar, detuvo en el centro de salud a Reynoso, quien quedó imputado por tentativa de femicidio.

De acuerdo con las primeras averiguaciones, la pareja estaba conviviendo desde hacía 15 días en Del Viso y, según vecinos, solían pelearse diariamente. (Télam)