Un joven de 20 años fue asesinado de un tiro en la cabeza en la localidad bonaerense de Monte Grande y los investigadores trabajaban en la hipótesis de un ajuste de cuentas, ya que la víctima no registraba faltantes de objetos, informaron hoy fuentes policiales.

El hallazgo tuvo lugar anoche en la intersección de las calles Rauch y Ortega de la mencionada localidad del sur del conurbano bonaerense, cuando personal policial encontró a una persona muerta junto a una motocicleta Honda LR 125 blanca.

Voceros policiales indicaron a Télam que la víctima, identificada como Kevin Ricardo David Herrera (20), tenía un disparo en la cabeza, mientras que el vehículo no tenía pedido de secuestro.

De acuerdo a testimonios de los vecinos de la zona, el joven de 20 años no era conocido en el barrio y momentos antes de ser encontrado sin vida había pasado con su moto a gran velocidad por la calle Rauch.

“Llegó hasta las márgenes del arroyo de la zona, se perdió en la oscuridad y posteriormente cayó al suelo, donde fue hallado”, aseguró a Télam una fuente cercana a la investigación.

Según la autopsia, Herrera presentaba una herida de arma de fuego con orificio de entrada sin salida a la altura del pómulo derecho, a la vez que sufrió un traumatismo de cráneo producto de la posterior caída de la motocicleta.

A su vez, los familiares del fallecido aseguraron que el joven no presentaba faltantes de sus objetos personales, por lo que los investigadores descartaron la hipótesis del robo y barajaban la posibilidad de que se trate de un ajuste de cuentas.

Por otro lado, los voceros policiales precisaron que Herrera tenía antecedentes penales ya que había sido detenido en junio del 2019 en una causa caratulada como “robo agravado”.

Investiga el homicidio la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 1 Descentralizada de Esteban Echeverría, a cargo de Marcela Ruíz. (Télam)