Un fiscal general ante la Cámara Federal de Casación pidió que se revoque una resolución que validó la incorporación de un informe pericial no requerido en el proceso por orden de la jueza bahiense María Gabriela Marrón en la causa por la muerte de Facundo Astudillo Castro, informaron hoy fuentes judiciales.

Este pedido del fiscal Javier de Luca fue en acompañamiento al de los fiscales Horacio Azzolin, Andres Heim y Iara Silvestre, quienes habían solicitado la nulidad de la decisión de la jueza "por haber violentado los principios de la delegación de instrucción", como así también su apartamiento por temor de parcialidad.

Según se indicó en Fiscales.gob.ar, el caso llegó a la Cámara Federal de Casación luego de que la magistrada y, a su turno, la Cámara Federal de Apelaciones bahiense rechazaran el pedido de nulidad formulado por la fiscalía.

El pedido del fiscal está vinculado al "23 de octubre de 2020, cuando la fiscalía ordenó realizar un estudio de mareas sobre el estuario de Bahía Blanca durante el período comprendido entre el 30 de abril y el 12 de septiembre".

El mismo era con el objetivo de determinar, entre otras cosas, la altura que tuvo la marea en los lugares donde fue hallado el cuerpo de Facundo, donde fue encontrada su mochila y donde, según el GPS, reportó un móvil policial.

Dicho estudio se encomendó al Instituto Argentino de Oceanografía (IADO-CONICET) y al Servicio de Hidrografía Naval (SHN).

Click to enlarge
A fallback.

Posteriormente el IADO-CONICET, el SHN y el Centro de Recursos Naturales Renovables de la Zona Semiárida - CERZOS (CONICET/UNS) acompañaron un informe titulado "Análisis de los niveles de inundación por marea en la zona interna del Canal Principal de Bahía Blanca".

"Los fiscales consideraron que el estudio no se correspondía a la totalidad de los puntos del peritaje y que presentaba irregularidades formales, razón por la cual el 5 de febrero pasado decidieron solicitar a los peritos que subsanen estas cuestiones y presenten un nuevo informe", se indicó.

También se sostuvo que el 10 de febrero la jueza Marrón ordenó "al IADO un estudio de campo sobre el estuario de Bahía Blanca, argumentando que era complementario de la autopsia que ella había ordenado".

Invocó como cita legal el instituto de las "medidas para mejor proveer", consideró que eso no implicaba reasumir la instrucción del caso, y agregó que "esa fue la intromisión que el equipo fiscal considera nula y que ahora espera la decisión de la Cámara Federal de Casación".

En el escrito, el fiscal general señaló que ni la jueza ni el tribunal revisor lograron "captar en toda su dimensión las consecuencias que producen en un proceso penal la sobreproducción e incorporación de pruebas intrascendentes, superficiales y mal realizadas, que generan confusión y entorpecen el proceso de conocimiento en búsqueda de la verdad jurídico objetiva".

Facundo desapareció el 30 de abril de 2020, cuando en plena cuarentena salió de su casa de Pedro Luro para ir a ver a su novia a Bahía Blanca, y el 15 de agosto su cuerpo fue hallado en un cangrejal de la localidad de General Daniel Cerri.

Su madre y los abogados están convencidos de la responsabilidad policial en lo sucedido con Facundo, quien, según la autopsia, sufrió una muerte por asfixia por sumersión.

(Télam)