Dos personas fueron detenidas hoy en la ciudad santafesina de Rosario como sospechosas de ser quienes extorsionaron a un vecinalista al que le pidieron 500.000 pesos a cambio de no matarle a sus nietos y su esposa, informaron fuentes judiciales.

Las dos personas involucradas, un hombre y una mujer, fueron arrestados esta mañana durante un allanamiento ordenado por la fiscal de la Unidad de Armas, Valeria Haurigot, realizado en una vivienda de Juan Canals al 2400.

Ambos quedaron “demorados” y “su situación procesal se definirá en las próximas horas”, informó el Ministerio Público de la Acusación (MPA).

Los demorados son investigados por dos presuntos hechos de extorsión, ocurridos el 13 y el 15 de diciembre pasados, agregó.

El primero de ellos involucró al presidente de la vecinal Pueyrredón de Rosario, Eduardo Baratucci, quien hizo público el caso al contar que le dejaron un papel debajo de la puerta de acceso a su vivienda en el que le pedían 500.000 pesos.

“Me amenazaron con que iban a matar a mis nietos, a mi esposa y por último a mí, si no pago 500 mil pesos”, contó hoy el hombre.

Click to enlarge
A fallback.

“No tengo negocio, no tengo nada. Soy solo un empleado municipal”, explicó el vecinalista, y agregó que “antes tenía un negocio y quizás en ese momento podrían pensar que tendría un mango extra, y eso les da derecho a que te maltraten, te psicopateen y te manejen la vida”.

En tono sarcástico, el empleado municipal señaló que “por la carta que me dejaron, estos tipos deben creer que debo haber juntado mucha guita trabajando en la Municipalidad”.

Luego de la carta, Baratucci recibió en su teléfono celular fotografías de sus nietos, como una forma de intimidación, por lo que tuvo que mudar temporalmente a sus familiares a otro domicilio.

Según informó hoy el MPA, el otro caso de presunta extorsión en el que están involucrados los dos sospechosos arrestados hoy ocurrió el 15 de diciembre en Juan Canals al 2400, la misma cuadra en la que fueron aprehendidos.

Sobre ese hecho, desde la fiscalía de Haurigot indicaron que la víctima “recibe extorsiones para que entregue dinero, y luego es amenazada para que no realice la denuncia correspondiente”.

Durante el allanamiento de hoy “se secuestró material de interés para la investigación”, dijeron fuentes judiciales. (Télam)