Un tribunal de Trenque Lauquen dará a conocer mañana su veredicto en el juicio que se le sigue a un expolicía por el femicidio de su expareja, quien fue asesinada a puñaladas frente a tres amigas cuando regresaba de festejar su cumpleaños en la ciudad bonaerense de Pehuajó, en diciembre del 2019, informaron hoy fuentes judiciales.

La fiscalía pidió que el acusado Brian David Dirassar sea condenado a prisión perpetua al igual que el padre de la víctima, Bárbara Zabala.

El veredicto se dará a conocer mañana a las 13.30 por el Tribunal Oral Criminal (TOC) 1 de Trenque Lauquen, integrado por los jueces María Gabriela Martínez, Horacio Marcelo Centeno y Pedro Alejandro Gutiérrez.

En la etapa de alegatos, el fiscal Leonado Cortelezzi consideró que Dirassar fue autor del delito de "homicidio triplemente agravado por la relación de pareja, por alevosía y por mediar violencia de género".

En tanto, la defensora pública solicitó la pena mínima para el expolicía al considerar que actuó en medio de una "emoción violenta".

La defensora oficial planteó la inconstitucionalidad de la reclusión perpetua, ya que le impediría al expolicía acceder a beneficios durante el cumplimiento de la pena.

Tras los alegatos, Dirassar dijo en sus "últimas palabras" ante el Tribunal desde la Unidad Penal 30 de General Alvear, que está "arrepentido" por lo sucedido y le pidió "perdón a todos los presentes en la sala".

Dirassar pertenecía al Grupo de Apoyo Departamental (GAD) de la Jefatura Departamental de Trenque Lauquen, aunque había pedido la baja, por lo que estaba en proceso de ser desafectado y ya había entregado su arma reglamentaria y su placa de identificación de la fuerza antes del crimen de Bárbara.

El femicidio ocurrió cerca de la 1.30 del 6 de diciembre de 2019 en Rivarola e Yrigoyen de Pehuajó, cuando Zabala y tres amigas regresaban a sus casas desde una cervecería a la que habían ido a festejar el cumpleaños 20 de la víctima.

Cuando llegaron a la esquina, las jóvenes se toparon de frente con Dirassar, que estaba armado con un cuchillo de asador y comenzó a atacar a Zabala.

El hecho fue registrado por una cámara de seguridad instalada en esa esquina céntrica de Pehuajó, por lo que se vio cómo el policía lesionó reiteradamente en los antebrazos, manos y dedos a la chica cuando intentaba defenderse, hasta que le aplicó una puñalada en el pecho a raíz de la cual cayó malherida.

Las amigas llamaron a dos policías que estaban a pocos metros en un maxikiosco, pero cuando llegaron a los pocos segundos, Dirassar había tirado el cuchillo, fue reducido y no atinó a huir, añadieron los informantes.

La joven herida fue trasladada al hospital de la zona, aunque murió antes de ser asistida, ya que había perdido mucha sangre, añadieron los voceros.

De acuerdo con las averiguaciones realizadas tras el hecho, el policía tenía una restricción de acercamiento a su exnovia, quien lo había denunciado dos veces, la última el jueves anterior al crimen.

(Télam)