Un joven que en enero había sido perseguido por las calles de la ciudad santafesina de Rosario y cuyo video de la fuga había sido viral fue condenado tras un juicio abreviado a 2 años y 6 meses de prisión condicional, una multa de casi 5.000 pesos y trabajos comunitarios.

Se trata de Facundo Agustín Castro (23), quien el 21 de enero último realizó una temeraria fuga a bordo de una moto Honda, luego de intentar robarle el teléfono celular a una mujer en Mitre y Mendoza y ser perseguido por la policía.

El muchacho emprendió una veloz huida por distintas calles y avenidas de Rosario, algunas de ellas en contramano, mientras los efectivos trataban de capturarlo.

El video de la fuga se viralizó por las redes sociales y causó conmoción en la ciudad por la espectacularidad de la persecución y la velocidad con la que el joven iba.

Inicialmente, Castro fue imputado de los delitos "resistencia a la autoridad, daño calificado, lesiones dolosas, tentativa de robo y encubrimiento".

En un juicio abreviado, el juez de Primera Instancia, Facundo Becerra, resolvió ayer homologar el acuerdo propuesto por la fiscalía y aceptado por la defensa, a una pena de 2 años y 6 meses de prisión condicional.

También le inhabilitó el carnet de conducir por un año al joven, quien además, deberá pagar una multa de 4.788 pesos y cumplir con 10 horas de trabajos comunitarios.

El abogado del acusado, Ezequiel Torres, confirmó que de los diez cargos por robo de celulares, que le habían imputado inicialmente a su defendido, "quedó acreditado que ninguno era robado".

Y de los presuntos daños que habría cometido a vehículos y propiedades durante la fuga "no compareció nadie" porque "nadie hizo denuncias por daños".

"Mi cliente además no posee antecedentes penales, tiene 23 años y terminamos llegando a un acuerdo abreviado de pena, de 2 años y 6 meses, solo por calificación de tentativa de hurto, lesiones leves y conducción temerosa", explicó el letrado. (Télam)