Un joven preso por robo fue condenado en la ciudad de Rosario junto a su hermana y otra chica por tres casos de extorsiones a comerciantes, a quienes amenazaron telefónicamente con ataques si no les daban dinero, informaron hoy fuentes judiciales.

Los tres hechos de extorsión, realizados desde una cárcel santafesina mediante un teléfono celular ingresado ilegalmente, no llegaron a consumarse porque las víctimas no respondieron los mensajes, agregaron las fuentes.

Por esa razón, los tres acusados fueron condenados a penas de 3 años de prisión por el delito de extorsión en grado de tentativa.

La jueza penal Hebe Marcogliese homologó el juicio abreviado alcanzado entre la fiscal del caso Valeria Haurigot y las defensas de los imputados, que contó con la aceptación de las víctimas, informó hoy el Ministerio Público de la Acusación (MPA).

Según la sentencia, Brandon Agustín Toloza (22) fue considero el autor de las extorsiones a locales comerciales, intentadas desde la Unidad Penal 3 de Rosario.

El joven cumple allí una condena a 3 años y 5 meses de prisión efectiva dictada el 11 de diciembre de 2020 por el delito de robo agravado por haber sido cometido en poblado y en banda, encubrimiento, hurto calificado y violación de la cuarentena.

Al unificarse ambas sentencias, Toloza fue condenado a 6 años y 5 meses de prisión efectiva, precisaron los voceros.

Otra de las sancionadas fue su hermana Karen, quien recibió una condena a 3 años de prisión de ejecución condicional como partícipe primaria del delito de extorsión.

De acuerdo a la investigación de la fiscal Haurigot, Karina Toloza tenía en a su nombre el teléfono móvil que luego usó su hermano desde la cárcel para cometer las extorsiones y el 14 de febrero de este año le cargó $1.000 de saldo antes de ingresarlo a la UP3.

Mientras que la tercera involucrada, identificada como Mariana Soledad González, fue acusada de ser quien dos días después, el 16 de febrero, le entregó el celular al preso durante una visita a la cárcel, para la que estaba autorizada.

González también fue condenada a 3 años de prisión de ejecución condicional –es decir que quedó en libertad- y al cumplimiento de reglas de conductas como partícipe primaria del delito de extorsiones, indicaron las fuentes. (Télam)