Un joven argentino de 25 años fue gravemente herido de un balazo en el tórax durante un asalto en una calle de la ciudad estadounidense de Miami, donde vive hace dos meses, y por el hecho la policía difundió el identikit de un sospechoso que le disparó tras pedirle dinero, luego de que la victima le entregara un dólar, informaron hoy fuentes de la investigación.

El joven herido, identificado como Ignacio Gallardo (25), permanecía hasta esta tarde internado en coma en un hospital local.

El hecho, que se conoció hoy, ocurrió el pasado 21 de julio en la puerta del edificio donde reside Gallardo, ubicado en la calles 8th y Michigan Court, en la mencionada ciudad del estado de Florida, según informaron fuentes de la policía de Miami a los medios locales NBC, Fox News y El Nuevo Herald.

En ese lugar, el joven, que estudiaba arquitectura, conversaba con un amigo hasta que fue interceptado por un desconocido que le pidió dinero.

A pesar de que Gallardo le entregó un dólar, el sospechoso sacó un arma de su espalda y le disparó en el pecho para finalmente escapar, según declaró el amigo del joven a la policía.

“Mi hijo todavía no despierta. Está dormido, está intubado. Es una pesadilla que estamos viviendo con mi mujer”, afirmó esta mañana durante una conferencia de prensa el padre de la víctima, Fernando Gallardo, que viajó desde Argentina a Miami tras enterarse de lo ocurrido.

A su vez, Fernando aseguró que Ignacio permanece en coma inducido en el Hospital Memorial Jackson y pidió que tengan “empatía” con su hijo a quienes tengan información vinculada al paradero del agresor.

En tanto, el departamento de policía de Miami difundió hoy un identikit del sospechoso a través de las redes sociales, donde fue descripto como “un hombre de 28 a 32 años con rasgos hispánicos que tiene un tatuaje en el lado derecho de su cuello”.

Además, los voceros policiales especificaron que el hombre tiene “contextura mediana” y que su cabello es “corto, ondulado con desvanecimientos en los lados y de color castaño oscuro con puntas claras”. (Télam)