Una bebé de un año y medio, su hermano de 8 y la madre de ambos, embarazada, fueron heridos a balazos por delincuentes que los atacaron desde dos motos en la zona oeste de la ciudad de Rosario, y la principal hipótesis es que se trató de un ajuste de cuentas, informaron hoy fuentes policiales.

El hecho se registró ayer, pasadas las 19.30, en Arévalo al 6100, cuando cuatro personas a bordo de dos motos blancas dispararon reiteradas veces contra un grupo de niños y familias que jugaban en la calle y luego escaparon a alta velocidad y de contramano..

A raíz de ello, un bebé de un año y medio, su hermano de 8 y la madre embarazada de ambos resultaron heridos de bala.

El ataque fue denunciado por vecinos que llamaron al 911, por lo que minutos más tarde se hizo presente el personal policial, que encontró las vainas servidas en el lugar.

Las víctimas fueron trasladadas por vecinos hasta el Hospital de Emergencia Clemente Álvarez (Heca), donde se determinó que el bebé presentaba una herida de bala en la pierna izquierda, su hermano en el muslo izquierdo -por lo que su cadera se encuentra complicada- y la madre de ambos un tiro en el muslo izquierdo.

Los voceros dijeron que los tres permanecen internados aunque fuera de peligro.

El caso se encuentra en manos de fiscalía de turno de Rosario y los investigadores trabajaban con el fin de identificar a los atacantes.

(Télam)