La secretaria Legal y Técnica de la Presidencia, Vilma Ibarra, destacó hoy que el proyecto de ley del Gobierno que establece parámetros sanitarios para definir medidas contra el coronavirus busca "ordenar una legislación temporaria" para enfrentar la pandemia y "da previsibilidad a las personas pero también a los gobiernos".

En diálogo desde la Casa Rosada con los canales 3 de Rosario y 9 de Paraná, la funcionaria nacional advirtió también que "es muy importante el compromiso de intendentes y gobernadores", que conocen la situación en cada distrito, para controlar que las medidas que se adopten "se cumplan y se controle que se cumplan".

Ibarra remarcó que el proyecto que envió el Ejecutivo al Congreso para fijar criterios objetivos de acción busca "ordenar en una legislación temporaria, que regiría hasta el 31 de diciembre, las medidas sanitarias para hacerle frente a la pandemia en toda la Argentina" y que "da previsibilidad a las personas pero también a los gobiernos".

La iniciativa, dijo, está pensada "como una estrategia global para analizar y enfrentar un momento muy difícil que vive la Argentina".

"No son necesarias más restricciones, generalmente lo que se necesita es que se cumpla lo que se implementa".

"Los gobernadores y gobernadoras tomarán las medidas y solo cuando no sean suficientes y nos encontremos en un alto riesgo epidemiológico, el Gobierno Nacional intervendrá para que no se llegue a una situación de alarma y de saturación del sistema de Salud", explicó.

La abogada y exdiputada aseguró que "el proyecto es lo contrario a darle superpoderes al Presidente de la nación".

"Hasta acá veníamos con un esquema de diálogo, pero las decisiones las tomaba el presidente con un acuerdo general de ministros y por decretos de necesidad y urgencia", añadió y señaló que "ante una situación de alto riesgo epidemiológico y luego de 21 días no logramos contener los contagios, el presidente no se va a quedar sentado de brazos cruzados viendo como se agrava la situación porque siempre cuesta vida y salud de los argentinos".

Consultada sobre medidas y controles sanitarios para contener los contagios, la funcionaria indicó que "en general, lo que vemos a lo largo y ancho del país es que los controles no son lo suficientemente fuertes y eficaces respecto al cumplimiento de las disposiciones que se adoptan".

En ese sentido, sostuvo que "no son necesarias más restricciones, generalmente lo que se necesita es que se cumpla lo que se implementa".

"Si se cumple y se controla bien por un tiempo de 15 o 20 días, bajaríamos muchísimo las curvas y podríamos más rápidamente ir retomando actividades que todos y todas necesitamos y queremos", remarcó.

Ibarra apuntó que el proyecto propone "parámetros epidemiológicos objetivos que permiten categorizar a los lugares en bajo riesgo, medio, alto o ya en situación de alarma epidemiológica que solo se aplica a los grandes aglomerados urbanos".

Asimismo, recordó que se trata de "una medida estructurada con participación" de gobernadores porque, dijo, en el país no podemos tener "24 políticas sanitarias frente a una pandemia que en el mundo ha tenido una presencia que no reconoce limites políticos".

"Hay que reconocer las particularidades de cada lugar, dado que algunas medidas funcionan automáticamente", añadió y apuntó que "siempre los gobernadores, que conocen el territorio y conocen la situación, pueden tomar las medidas".

La funcionaria recordó que "el presidente solo en situaciones de alarma epidemiológica o riesgo alto" podrá tomar decisiones restrictivas. (Télam)