El diputado nacional Pablo Tonelli (PRO-Juntos por el Cambio) señaló que a partir del pedido de juicio político del oficialismo a los cuatro ministros de la Corte Suprema su espacio tiene que "apelar a medidas extremas, como no sesionar".

"Es una situación que daña institucionalmente al país, que no tiene destino, que no tiene salida, salvo en la relación que debería ser armoniosa entre los distintos poderes del Estado", remarcó Tonelli a DiputadosTV.

El diputado del PRO consideró que "en este contexto se desprestigia a la Argentina y el diálogo entre el oficialismo y la oposición está muy difícil", por lo que "es posible que no tengamos actividad en las próximas semanas".

"Es la única que nos queda, no hay otra, no vamos a sesionar ni hacer más nada hasta que no se resuelva este absurdo pedido de juicio político a los jueces de la Corte", continuó.

Aclaró que "no hablamos de que nos gusta o no nos gusta el tema, porque muchas veces vamos al recinto sabiendo que se van aprobar proyectos que no queremos, pero planteamos nuestra posición y el que tiene más votos gana".

"Acá esta en juego el estado de derecho, la vigencia de la Constitución, está en juego la República, entonces tenemos que apelar a medidas extremas porque los fundamentos son absurdos y ridículos", sentenció.

Sobre la actividad parlamentaria, dijo que "nos tiene que avergonzar como Congreso no haber podido ponernos de acuerdo para sancionar la ley orgánica del Consejo de la Magistratura, o por poner otro ejemplo, la Ley de Alquileres".

"A todos nos tiene que dar vergüenza, ojalá lo podamos hacer en un momento cercano. A estos dos proyectos los veo como más urgentes, y es relativamente fácil, ya que si nos sentamos en una mesa con buena voluntad lo resolvemos en media hora", concluyó. (Télam)