El secretario gremial de Ctera y adjunto de la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE), Eduardo López, afirmó hoy que el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, "quiere que los chicos sean el decorado de la foto de campaña".

"Hay más horas de clases en cualquier provincia del país con las clases remotas que en la Ciudad de Buenos Aires con clases presenciales", aseguró López a Télam.

"Cada vez hay menos clases porque nos contagiamos cada vez más", dijo, y agregó que "solo 18% de los estudiantes concurren a clases presenciales" en las escuelas porteñas.

Aseveró que ello se debe a diversos motivos, como "miedo a contagiarse" y "por frío", dado que se requiere ventilación cruzada en las aulas.

Añadió otras causas como "falta de calefacción, por retención de servicios, porque las burbujas se pinchan y entonces tienen que estar aislados dos semanas y porque prohíben dar clases remotas".

"¿Cuál es la ganancia para el Jefe de Gobierno porteño?", se preguntó, y afirmó: "Quiere que los chicos sean el decorado de la foto de campaña".

López hizo estas declaraciones en el marco de una nueva jornada de protestas en la Capital Federal contra la presencialidad escolar que impulsa Rodríguez Larreta.

"Fue una jornada de lucha y duelo para exigir el inmediato pase a la virtualidad en las escuelas porteñas", dijo.

Sobre la aplicación de vacunas al personal docente declaró: "La vacunación alcanzó esta semana cerca del 70% según datos del Gobierno (porteño) pero llega tarde, llega 13 mil contagios tarde, 26 fallecidos tarde y cerca de cuatro mil burbujas pinchadas tarde".

Sobre las declaraciones que hizo el ministro de Salud local, Fernán Quirós, quien pidió reducir la circulación entre los mayores y de mediana edad para que los chicos puedan asistir a clases, López se preguntó "¿Y quién lleva a los chicos a la escuela? ¿Van solos?".

También replicó los dichos de Quirós sobre la proximidad de las escuelas primarias a los domicilios de los alumnos: "Es una mentira, el 17 de febrero cuando iniciaron las clases para la primaria el gobierno impulsó una campaña con carteles en las paradas de colectivo donde se pedía dar prioridad a los niños", aseveró.

(Télam)