El gobernador de Córdoba, Juan Schiaretti, evoluciona en forma favorable y no deberá ser sometido a una nueva cirugía, tras haber sido internado y operado por un quiste en un riñón, informó hoy el ministro de Salud provincial, Diego Cardozo.

Cardozo informó que "la resección quirúrgica" realizada a Schiaretti "fue completa y segura, por lo que no es necesario realizar ninguna terapia complementaria, siendo el mismo de carácter curativo".

Tras haber sido internado el 11 de mayo último, los resultados del análisis anatomopatológico del quiste renal que presentaba el gobernador establecieron que se trató de una "pieza de nefrectomía parcial de polo superior de riñón derecho, la cual muestra el examen de anatomía patológica un carcinoma renal de células claras de tipo quístico de 1,5 cm de diámetro mayor, sin compromiso de tejidos circundantes con márgenes quirúrgicos seguros y libres de lesión".

Sobre el estado de salud general, se indicó que Schiaretti "se recupera de manera favorable, continuando con sus cuidados y cumpliendo con el período estipulado oportunamente para su recuperación post operatoria".

Luego de una semana de ausencia en la gestión y habiendo quedado el vicegobernador Manuel Calvo a cargo del Ejecutivo provincial, Schiaretti utilizó ayer su cuenta de Twitter para expresar sus condolencias por la muerte del intendente de Sampacho, Flavio Júarez. (Télam)