El Tribunal Oral Federal 1 de La Plata ordenó que el próximo lunes se realice una inspección ocular en el predio donde funcionó el excentro clandestino de detención conocido como "Pozo de Arana", en las afueras de la capital bonaerense, donde se torturó, se ejecutó y se quemaron los cuerpos de las víctimas en fosas comunes.

La medida se dispuso a pedido de la Unidad Fiscal de Delitos de Lesa Humanidad integrada por Juan Martín Nogueira, Ana Oberlin, Gonzalo Miranda y Hernán Schapiro, en el marco del juicio que desde agosto último se sigue contra el represor Miguel Etchecolatz y el exjefe policial Julio Garachico por torturas y crímenes cometidos durante la última dictadura militar contra siete víctimas, entre ellas el albañil Jorge Julio López y un estudiante secuestrado durante "La Noche de los Lápices", que permanece desaparecido.

Según la orden judicial a la que accedió Télam la inspección se realizará el próximo lunes 20 de diciembre a las 16, en el predio del actual Destacamento de Arana, ubicado en las calles 640 y 131 de la localidad de Arana.

En la inspección ocular estarán presentes el tribunal, la fiscalía, las querellas y defensas e integrantes del Equipo Argentino de Antropología Forense (EAAF).

"La inspección sobre la zona de Arana es una medida que busca recrear, dentro de lo posible, cómo era ese lugar tan emblemático para la lógica concentracionaria implementada en aquellos tiempos en la ciudad de La Plata. Si bien han pasado muchísimos años, la presencia física en el lugar siempre puede recuperar aspectos muy valiosos para valorar los hechos y su contexto", expresó a Télam el fiscal Juan Martín Nogueira.

El Tribunal Oral Federal 1 de La Plata busca determinar las responsabilidades de ambos expolicías en los secuestros, torturas y crímenes cometidos en el centro clandestino de detención ilegal denominado como "Pozo de Arana" en perjuicio de López; Norberto Rodas; Alejandro Emilio Sánchez; Patricia Dell Orto, Efraim Guillermo Cano, Ambrosio De Marco y el estudiante de La Noche de los Lápices, Francisco López Muntaner.

Click to enlarge
A fallback.

Los delitos de lesa humanidad cometidos en este centro ya fueron juzgados en el 2012 pero quedaron excluidos otros hechos realizados en otros centros de detención ilegal ubicados también en la localidad de Arana.

Según declararon en otros juicios varios sobrevivientes, entre ellos el propio López -desaparecido desde 2006- en Arana funcionaron durante la dictadura al menos otros cuatro centros de detención: el área de "Cuatrerismo"; el Destacamento de Policía; otro centro conocido como "La Casona" o "Campo de Arana" y "El Pozo de Arana".

El 1 de diciembre último, Carlos Nóbile arqueólogo forense del EAAF, brindó testimonio en este juicio y relató el hallazgo en ese predio, en el 2008, de fosas comunes y restos de 15 cadáveres calcinados.

El hallazgo avaló lo testimoniado en dos oportunidades ante la justicia por el albañil y militante peronista Jorge Julio López, que estuvo detenido en ese lugar y relató horrorizado el fusilamiento de detenidos y que solía sentirse un intenso olor a humo en los fondos de la dependencia ubicada en las afueras de la capital bonaerense.

Según precisó el arqueólogo forense "encontramos una fosa de 2 metros de largo, 1 metro de ancho y 90 centímetros de profundidad con fragmento de neumáticos, proyectiles expuestos al fuego, restos de botellas de bebidas alcohólicas, y restos óseos humanos, es decir encontramos la estructura de combustión para la quema de cuerpos. Estas fosas mantenían in situ como fosa de quema de cuerpos".

Nóbile fue rotundo al afirmar que en el Pozo de Arana "se quemaban cuerpos humanos mediante estas estructuras de combustión que descubrimos".

Destacó que "Arana fue el primer centro clandestino donde se encontraron estas estructuras de quema, fue impactante ver las fosas de quema in situ". (Télam)